Ejercicios de Kegel en Hombres Y Mujeres

Los ejercicios de Kegel son unos efectivos ejercicios que te permiten agrandar tu pene ademas de mejorar tu desempeño sexual. Fueron ideados por el Dr. A. Kegel cuando los desarrolló para sus pacientes a tu rutina.

ejercicios de kegel

Tal vez hayas escuchado hablar de ellos pensando que eran sólo para mujeres, pero estos ejercicios lo que hacen es fortalecer un músculo que también tenemos los hombres.

Se trata del músculo bulbocavernoso, el músculo que se encarga de interrumpir voluntariamente la micción cuando estás orinando. Además, cuando el hombre eyacula también actúa este mismo músculo en la expulsión del semen. Y lo mismo cuando intentas mover el pene erecto, lo haces contrayendo el músculo bulbocavernoso.

Hablemos de los beneficios

Como ya dijimos, los ejercicios de Kegel ayudan a fortalecer el músculo bulbocavernoso produciendo una mejor erección, pero además ayudan a conseguir mayor placer sexual.

musculo bulbocavernoso

Además, al tratarse de un músculo interno, el entrenamiento se pueden hacer en cualquier momento y lugar, ya que nadie se dará cuenta de que los estás haciendo. Hay personas que hacen hasta 2000 kegels por día y tienen tremendas erecciones.

Además te ayudarán en caso de incontinencia, tanto urinaria como fecal. Lo mismo si te han extirpado la próstata o si tienes diabetes.

Por último y más importante, son el ejercicio básico de referencia para tratar la eyaculación precoz.

Cómo realizarlos correctamente

Antes de empezar, debes localizar los músculos correctos y para esto, debes orinar y detenerte, orinar y detenerte. Hazlo unas cuantas veces hasta que reconozcas el bulbocavernoso a la perfección. Una vez que los reconozcas, pasa a la segunda etapa. No continúes desarrollando el hábito de orinar y parar pues puedes desarrollar una alteración en el reflejo de micción.

Si a pesar de realizar este ejercicio, continúas sin reconocer el músculo correcto, puedes probar insertar un dedo en el recto hasta llegar a tocar el bulbocavernoso.

En la segunda etapa, prueba realizar los ejercicios en distintas posiciones, empieza tumbado y luego intenta sentado y de pie. Al principio puede que contraigas varios músculos del suelo pélvico, no hay ningún problema con esto en un primer momento, pero para realizar el ejercicio correctamente, debes evitar contraer los músculos del abdomen, caderas o nalgas, ya que estarás realizando mal el entrenamiento. Con práctica irás reconociendo los distintos músculos del suelo pélvico. Hay un músculo que actúa para empezar a orinar, otro cuando te tiras gases y otro cuando hacer fuerza para no hacerte encima. Lo ideal es que a medida que vayas adquiriendo práctica intentes realizar las repeticiones contrayendo sólo un músculo.

Otra cuestión importante es evitar realizar el movimiento inverso que es pujar. En el ejemplo de cortar la orina, cuando contraer el bulbocavernoso, la orina se detiene y si haces el movimiento opuesto, la orina sale con más fuerza. Esta falla en la técnica podría acrecentar un problema de incontinencia o de precocidad.

Luego es hora de perfeccionarte. Contrae tu bulbocavernoso y mantenlo contraído durante 3 segundos. Luego descansa 3 segundos y vuelve a empezar. Realiza todas las repeticiones que puedas, pero ve de a poco. Es un músculo que no se activa mucho en cualquier persona normal, por lo que tómatelo con calma y no te excedas. Te juro que no querrás acalambrarte. Para evitar posibles calambres es recomendable respirar acompañando la contracción y no contener la respiración.

Resultados que podrás obtener

  1. Erecciones sólidas que duran por más tiempo
  2. Facilidad para obtener una erección cuando tu quieras
  3. Erecciones con un ángulo más inclinado hacia arriba
  4. Una próstata más saludable
  5. El semen sale como disparado
  6. Orgasmos más intensos y placenteros
  7. Solución a problemas de eyaculación precoz y de impotencia sexual
  8. No más incontinencia
  9. Controlas el momento de eyacular
  10. Mayor confianza y satisfacción con tu pareja

Con respecto a la cantidad, puedes realizar hasta 3 series al día de 10. Si estableces una rutina diaria, a las pocas semanas ya estarás viendo los resultados. 

Para obtener beneficios a largo plazo, establece el hábito de realizar una rutina que incluya estos ejercicios, complementa con los ejercicios de Jelqing y mantén una alimentación como la que te recomendamos aquí.

Esta fue nuetra guía sobre los ejercicios de Kegel, si tienes alguna pregunta por favor dejala en los comentarios.

Leave a Comment