Archivo de la etiqueta: vesícula

COLELITIASIS

COLELITIASIS

La Colelitiasis, comúnmente conocida como cálculos biliares o litiasis biliar, se refiere a la formación de cálculos en las vías biliares, sobre todo en la vesícula biliar. Son acrecencias de materias sólidas que pueden ser tan pequeñas como granos de arenilla o, en ocasiones excepcionales, tan grandes que ocupan toda la vesícula. La mayor parte, sin embargo, suelen ser de tamaño intermedio, es decir de menos de 20 mm, aproximadamente una pulgada. La mayor parte de estos cristales están constituidos por cristales de colesterol, el resto son cristales pigmentados de color negro.
Los cálculos biliares son un problema de salud común en todo el mundo y son más frecuentes en las mujeres, indígenas estadounidenses y personas mayores de 40 años de edad.

Causas

La causa de los cálculos biliares varía; algunos cálculos se forman cuando hay demasiado colesterol o bilirrubina en la bilis. (La bilis es un líquido que ayuda al cuerpo a digerir las grasas). Otros cálculos se forman si no hay suficientes sales biliares o si la vesícula no logra vaciarse adecuadamente.
Un tipo de cálculos biliares, llamados cálculos de pigmento, tienden a ocurrir en personas que padecen afecciones médicas que hacen que el hígado produzca demasiada bilirrubina. Los cálculos de pigmento también son más comunes en personas con cirrosis hepática e infecciones de las vías biliares.

Síntomas

Son muchas las personas que, teniendo cálculos biliares, carecen de síntomas. Cuando los síntomas se hacen evidentes, la persona portadora de cálculos biliares puede experimentar:

  • Dolor fuerte y seguido en el abdomen superior (hipocondrio derecho); este dolor puede propagarse al tórax, hombros y espalda y se confunde a veces con los síntomas de un ataque al corazón.
  • Indigestión, náuseas o vómitos.
  • Colangitis.
  • Pancreatitis.
  • Fístulas.
  • Perforación.
  • Dolor intenso de abdomen y sensibilidad al tacto en el lado derecho del abdomen cuando la vesícula biliar está inflamada.
  • Ictericia, escalofríos y fiebre cuando los cálculos biliares impiden el paso de la bilis.

Se observa que cuando el líquido queda obstruido puede haber un ataque de dolor. Este dolor en el abdomen, va en aumento entre  media hora hasta varias horas.

Diagnóstico

Existen muchos exámenes para detectar la presencia de Colelitiasis, tales como:
• Ecografía abdominal
• TC abdominal
• Radiografía abdominal
• Colecistograma oral
• Gammagrafía de la vesícula biliar con radionúclidos
• Colangiopancreatografía retrógrada endoscópica(CPRE)

La Colelitiasis también puede alterar los resultados de algunos exámenes, tales como:
• Grasa fecal
• Bilirrubina en orina
• IRM abdominal

Tratamiento

Si la Colelitiasis llega a producir síntomas el tratamiento debe ser quirúrgico, una colecistectomía (extirpación de la vesícula biliar). Aunque la vesícula biliar es un órgano importante, no es esencial para la vida. Muchos pacientes con cálculos biliares se someten a la extirpación quirúrgica de la vesícula (colecistectomía), sin grave peligro que es una de las practicadas con mayor frecuencia en todo el mundo. El riesgo quirúrgico aumenta con la edad y si el paciente padece otras enfermedades. Extraída la vesícula, la bilis fluye directamente del hígado al intestino delgado. El efecto sobre la digestión puede ser escaso o nulo. Sin embargo, en algunos pacientes es posible que no desaparezcan los síntomas de flatosidad, dolor, distensión por gases del abdomen, o náuseas.
El ácido ursodesoxicólico, que disuelve los cálculos de colesterol, puede usarse con seguridad y eficacia como substituto de la extirpación quirúrgica de la vesícula. El ácido ursodesoxicólico es un ácido biliar natural que reduce la concentración de colesterol en la bilis y que en muchos casos disuelve lentamente los cálculos, según el tamaño de éstos, en el plazo de 6 a 24 meses. El fármaco se tolera sumamente bien. Ha sido ampliamente utilizado y ensayado en Europa, Asia y los Estados Unidos.
La litotricia extracorpórea por ondas de choque es una nueva técnica que utiliza ondas sonoras de origen externo para fragmentar finamente los cálculos biliares. Los fragmentos se disuelven después con el ácido ursodesoxicólico administrado por vía oral, si bien es posible que algunos cálculos pasen al exterior de forma espontánea.
Aproximadamente la mitad de los pacientes que se sometieron a estos procedimientos no quirúrgicos (que dejan intacta la vesícula) no experimentaron reincidencia de cálculos al cabo de 5 años de observación y entre los que sí tuvieron recidiva, sólo un pequeño porcentaje manifiesta sintomatología, según se desprende de un estudio reciente.

Prevención

Se debe tener una alimentación balanceada, consumir menos grasa saturada, icluir en la dieta frutas y verduras, entre otros.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)