Archivo de la etiqueta: mandíbula

Prognatismo

Prognatismo

Es una mandíbula sobresaliente y prominente, herencia dominante que a menudo se asocia con otras anomalías faciales. La posición de la mandíbula y / o maxilar superior hasta la base del esqueleto sobresale más allá de una línea imaginaria predeterminada en el plano coronal del cráneo.
Hay tres tipos de prognatismo: mandibular, maxilar y alveolar.

  1. Mandibular, sobresale la mandíbula inferior, haciendo que la barbilla sobresalga de la cara.
  2. Maxilar, implica la mandíbula superior, crea una apariencia facial alargada. 
  3. Alveolar, la parte de la mandíbula donde los dientes están situados en un ángulo que sobresalen de la cara, es decir, alineados de manera incorrecta.

Causas

A veces puede ser causada por un traumatismo físico o mediante alguna actividad por parte del paciente. El prognatismo alveolar, por ejemplo, está relacionado con la succión del pulgar en los niños. La rutina de succión del pulgar o los dedos noche tras noche puede causar que los dientes muevan de la mandíbula; así como el uso de ortodoncia puede corregir la posición de los dientes a la deriva, la mandíbula también puede moverse después de una lesión o rotura grave, sobre todo si no está bien ajustado.
En otros casos, puede ser causada por una mutación genética o un trastorno genético como el síndrome de Crouzon. También puede desarrollarse en respuesta a las condiciones que surgen más tarde en la vida, como la acromegalia. Si el problema aparece de manera súbita, puede ser una señal de que está experimentando una condición médica que necesita ser tratado.

Diagnóstico

Es fácil reconocer a un prognata, ya que tiene la mandíbula prominente o más grande de lo normal, pero lo que puede resultar más complicado es entender los problemas que sufre quien vive esta anomalía ósea, pues enfrenta dificultades para masticar, respirar e incluso para hablar normalmente.
El médico llevará a cabo un examen físico y hará preguntas con relación a la historia clínica del paciente, como las siguientes:
• ¿Hay antecedentes familiares de una forma inusual de la mandíbula?
• ¿Se presenta dificultad para hablar, morder o masticar?
• ¿Qué otros síntomas tiene?

Algunos de los exámenes diagnósticos abarcan:
• Radiografía de cráneo
• Radiografías dentales
• Impresiones de la mordida (se hace un molde en yeso de la dentadura)

Esta afección se puede tratar con cirugía a cargo de un cirujano oral, un cirujano plástico facial o un especialista en otorrinolaringología.

Síntomas

Una mandíbula extendida (prominente) puede ser parte del contorno facial normal con el cual una persona ha nacido y también puede ser causada por afecciones hereditarias tales como el síndrome de Crouzon o el síndrome de nevo de células basales. Igualmente, esta afección la puede desarrollar un niño o un adulto por gigantismo o acromegalia.
Se presenta dificultad para hablar, morder o masticar relacionada con la alineación anormal de la mandíbula.

Tratamiento

Se recomienda consultar a un odontólogo o a un ortodoncista para el tratamiento de la desalineación de los dientes y la mandíbula. Sin embargo, también se debe involucrar al médico de cabecera para buscar cualquier trastorno médico subyacente que pueda estar asociado con el prognatismo.
El tratamiento más común para el prognatismo mandibular es una combinación de ortodoncia y cirugía ortognática . La ortodoncia puede involucrar frenos , la eliminación de los dientes o una férula .

Prevención

Cuando alguna característica física es hereditaria, no hay manera de prevenirla o evitarla como comúnmente sabemos, sólo la terapia génica puede ayudar, buscar el cromosoma que contiene la información y modificarlo, pero es algo carísimo.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Ronquidos

Ronquidos

El ronquido es un fenómeno acústico que tiene lugar durante el sueño como consecuencia de la vibración de las estructuras nasoorales. Es consecuencia de una resistencia al flujo aéreo en la vía aérea superior.
Debe ser motivo de consulta médica ya que puede ocultar un síndrome de apnea obstructiva del sueño  (SAOS). Puede asociarse a enfermedades graves como:
•    hipertensión arterial
•    accidentes cerebrovasculares o
•    infarto agudo de miocardio.
Alrededor del 45% de los adultos normales padecen de ronquido ocasional y al menos el 25% son roncadores habituales. Se han registrado más de 300 inventos en la oficina de patentes y marcas de los Estados Unidos de Norteamérica que prometen solución al problema del ronquido. Lo cierto es que ninguno de éstos da resultado. Cada día se promocionan y publicitan tratamientos ineficaces y muchas veces perjudiciales que confunden al paciente que busca información científica y seria.

Causas

El ruido es causado por la vibración de los tejidos blandos de la garganta. Cuanto más ruido, más la obstrucción en la garganta. El ronquido afecta a casi la mitad de la población adulta con más hombres afectados que las mujeres. Puede tener muchas causas, por lo que no todos los dispositivos de dejar de roncar de trabajo para todos. Las causas pueden ser:
Estructurales – Una mandíbula estrecha, una lengua grande, amígdalas, adenoides, un paladar blando de espesor, pequeñas válvulas o un tabique nasal torcido. La lengua y la garganta superior encuentran con el paladar blando y la úvula bloquea las vías respiratorias
Causas externas – Alergias, el consumo excesivo de alcohol, sedantes, el tabaquismo, alteración de los patrones normales de sueño o disminución de la capacidad pulmonar (puede ser causada por la obesidad)
Hay varios recursos disponibles, los implantes dentales, los recursos de drogas o remedios naturales. Vamos a echar un vistazo a todos ellos

Diagnóstico

Quien más consulta es el varón, de edad media y lo hace sobre todo porque molesta a su compañera en el sueño nocturno. Habitualmente no tienen conciencia de los perjuicios que puede ocasionarle a su salud.
Presentan o no crisis de apneas, son proclives al insomnio y siempre acusan sueño irresistible durante el día, especialmente si realizan tareas con cierta monotonía, como el acto de conducir automóviles.
A veces suelen quejarse de cefaleas matutinas, disminución de la capacidad laboral y del rendimiento intelectual.
El laboratorio no muestra alteraciones evidenciables en el ronquido simple, puede en cambio mostrar una policitemia asociada o no a una disminución de la función pulmonar, en los casos de SAS.
La polisomnografía, es el más completo, el más complejo y también el más costoso de los estudios complementarios. Se estudian parámetros tales como: EEG, EOG y EMG de los músculos de la región, flujo aéreo, movimientos del tórax y abdomen y las variaciones de PO2 y PCO2.

Tratamiento

Es posible que pueda tratar los ronquidos realizando cambios en sus actividades y en la manera en que duerme. Por ejemplo:
•    Baje de peso si tiene sobrepeso.
•    Deje de fumar.
•    Duerma de lado y no boca arriba.
•    Limite el consumo de alcohol y el uso de medicamentos, como sedantes, antes de irse a dormir.
•    Si la congestión nasal empeora sus ronquidos, utilice tiras nasales, descongestivos o aerosoles nasales con esteroides para que le ayuden a respirar.
•    Cuando duerma, utilice un dispositivo en la boca que le ayude a respirar con más facilidad. Este dispositivo empuja la lengua y la mandíbula hacia adelante para mejorar el flujo de aire.
Si estos tratamientos no funcionan, es posible que pueda utilizar una máquina que le ayude a respirar cuando duerme. Este tratamiento se llama presión positiva continua en las vías respiratorias, o CPAP (por sus siglas en inglés). En raras ocasiones, su médico podría sugerir una cirugía para abrir las vías respiratorias.

Prevención

5 consejos que podrían servir para prevenir o apaciguar un poco los molestos ronquidos:
•    La alimentación es importante. Si estás con sobrepeso estás en peligro de ser un roncador. Junto con eso es bueno revisar las cantidades de comida y líquidos que ingieres antes de dormir. Si duermes con el estómago absolutamente lleno, facilitarás la aparición de ronquidos.
•    No consumir bebidas alcohólicas ni fumar en un rango de 3 horas antes de dormir. Esto favorece la inflamación de la zona de la garganta, lo que redunda en una obstrucción del canal de ingreso del aire.
•    Evitar el uso de relajantes musculares. No dormir bajo la influencia de estas sustancias impide la relajación extrema de la zona, lo que favorece el flujo de aire fresco al canal aéreo.
•   Dormir de costado. De esta forma evitarás la posición ‘panza arriba’ que te hace presa fácil de los ronquidos. Para evitar volver a esta posición puedes probar colocándote una almohada en la espalda para hacer más difícil que gires.
•    Realizar ejercicio y cantar. Además del consiguiente descenso en el peso, el aumento de la capacidad del pulmón para saturar oxígeno no impedirá directamente que ronques, pero si estás en riesgo de sufrir apneas esto te ayudará a optimizar el aprovechamiento del aire que recibes. Más todavía, si cantas, aumentas tu capacidad pulmonar y ejercitas los músculos que regulan el paso de aire, manteniéndolos tensos y permitiendo un mejor acceso y retención del oxígeno.

 

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: +1 (from 1 vote)