Archivo de la etiqueta: escroto

CONDILOMA ACUMINADO

CONDILOMA ACUMINADO

Condiloma AcuminadoEl condiloma acuminado, también conocido como verruga genital o cresta de gallo, es una enfermedad de transmisión sexual causada por el virus del papiloma humano (VPH). Actualmente, existen más de 100 tipos de VPH, algunos de los cuales pueden causar cáncer, principalmente en el cuello uterino y en el ano. No obstante, la infección por el VPH es muy común y no siempre provoca cáncer.
No se conoce cuánto tiempo el VPH puede permanecer sin síntomas y qué factores son los responsables del desarrollo de lesiones. Por ese motivo, es recomendable acudir a un centro médico para hacerse consultas periódicas.
Se trata de verrugas que no tienen síntomas, pero que de no ser tratadas producen frecuentes rebrotes.
En el hombre se localiza en frenillo, glande, orillas del prepucio y zona perianal; en la mujer, en la vagina, cuello uterino, zona perianal o vulva.
También tiene otras localizaciones, como lengua, labios y paladar.

Causas

Son causadas por el virus del papiloma humano (VPH), que cuenta con más de 100 variedades diferentes. Subtipos número 6 y 11 causan el 90% de las verrugas genitales y son considerados de bajo riesgo, ya que muy rara vez causan cáncer genital o anal. Por otro lado, los subtipos 16 y 18, por ejemplo, se considera de alto riesgo, ya que, a pesar de que rara vez causan verrugas genitales, pueden conducir a lesiones precancerosas y a cáncer cervical o anal. El VPH se transmite por contacto de piel a piel durante la actividad sexual y no necesariamente a través de relaciones sexuales vaginales o anales.

Síntomas

Las verrugas genitales aparecen como protuberancias redondeadas de color carne y de diferentes tamaños. Pueden ser lisas y planas o en forma de coliflor con un pequeño tallo. Se puede ver en los labios genitales, vagina, pene, escroto, ano, en la piel alrededor del ano y la uretra. Las verrugas generalmente no causan síntomas, aunque las verrugas pueden sangrar y llegar a ser doloroso al momento del coito si se encuentran dentro de la vagina.

Diagnóstico

Cualquier médico puede diagnosticar la infección con sólo observarlas en el paciente. Las mujeres con verrugas genitales deben someterse también a un examen para detectar posibles verrugas en el cuello uterino. Hay evidencia de que la infección por el VPH causa cáncer cérvicouterino.
El médico puede identificar verrugas en el tejido genital, que de otro modo serían invisibles, mediante la aplicación de vinagre (ácido acético) sobre áreas en que se sospeche la presencia de infección. Esta medida provoca que las áreas infectadas se tornen blancuzcas, lo que las hace más visibles, más aún si se realiza un procedimiento llamado colposcopia. Durante la colposcopia, el médico usa una lente de aumento para examinar la vagina y cérvix. En algunos casos, es necesario tomar una muestra de tejido del cuello uterino (biopsia) para examinarla microscopiocamente.
Una prueba de Papanicolaou también puede indicar la posible presencia de una infección cervical por VPH. En este examen se examinan células tomadas del cérvix bajo el microscopio para ver si son cancerosas. Si el papanicolau de una mujer arroja resultados anormales, es probable que esta tenga una infección por VPH. De ocurrir esto, deberán llevarse a cabo exámenes posteriores para detectar y tratar cualquier problema cervical.

Tratamiento

No existe cura para las verrugas genitales. El objetivo del tratamiento es eliminar las verrugas visibles y disminuir el riesgo de propagación del virus. Hay muchos tratamientos diferentes que pero ninguno de los cuales son 100% efectivos, aunque la mayoría de los tipos de tratamiento deshacen las verrugas en el 60-90% de los casos.

Algunos tratamientos que se aplican al paciente incluyen los siguientes:

  • El imiquimod 3,75% en crema. Se indica para fortalecer el sistema inmune, para matar el virus. Se aplica una vez al día durante un máximo de 8 semanas. Este medicamento puede debilitar los condones y se debe evitar la actividad sexual mientras la crema esté en la piel. No use imiquimod durante el embarazo.
  • El imiquimod crema al 5%. Aplicar una vez al día (al acostarse) 3 veces a la semana durante un máximo de 16 semanas.
  • Podofilox 0,5% en gel o solución.- Esto no debe usarse durante el embarazo.

Los tratamientos aplicados por un médico:

Resina de podofilina, solución de 15-25% – Esto no deberá ser usado durante el embarazo.
El ácido tricloroacético
Crioterapia – Se utiliza nitrógeno líquido para congelar las verrugas.
La extirpación quirúrgica. Solo puede realizarse por un especialista con anestesia local; por lo general para grandes cantidades de verrugas.
El tratamiento con láser. Tratamiento láser de dióxido de carbono es útil para una gran cantidad verrugas vaginales o de uretral.

La mayoría de estos tratamientos requieren múltiples aplicaciones. Si no hay mejoría después de 3 ciclos de tratamiento o si las verrugas no desaparecen después de 6 ciclos de tratamiento, el médico generalmente cambia a un medicamento diferente. Los efectos secundarios comunes de todos los tratamientos incluyen irritación de la piel y enrojecimiento. Algunas personas también pueden desarrollar cicatrices en el sitio de las verrugas.

Prevención

Como con todas las enfermedades de transmisión sexual, la abstinencia total es la única manera segura de evitar verrugas venéreas. Una relación monógama sexual con una persona sana conocida (libre de enfermedad) es la manera más práctica de evitar enfermedades de transmisión sexual.
El preservativo previene de la infección por VPH, y cuando se usa correcta y coherentemente, proporciona una buena protección no solamente contra el VPH sino también contra otras ETS.
El examen preventivo del cáncer ginecológico y el papanicolau, puede detectar alteraciones precoces en el cuello uterino y debe hacerse sistemáticamente en todas las mujeres.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Prostatitis

ProstatitisProstatitis

La prostatitis es la inflamación de la próstata, una glándula del tamaño de una nuez ubicada directamente debajo de la vejiga de los hombres. La glándula prostática produce un fluido (semen) que nutre y transporta los espermatozoides. La prostatitis afecta a los hombres de todas las edades, pero tiende a ser más común en los hombres de 50 años de edad o menos. Dependiendo de la causa, la prostatitis puede aparecer gradual o repentinamente. Puede mejorar rápidamente, ya sea por sí sola o con tratamiento. Algunos tipos de prostatitis duran meses o se vuelven recurrentes (prostatitis crónica).

Causas

La prostatitis puede ser causada por diferentes motivos. Si es causada por una infección bacteriana, por lo general se puede tratar con antibióticos. Sin embargo, a veces la prostatitis no es causada por una infección bacteriana ni por una causa exacta.
La prostatitis bacteriana aguda es a menudo causada por cepas comunes de bacterias. La infección puede comenzar cuando las bacterias transportadas en la orina se conducen a la próstata. Si las bacterias no se eliminan con antibióticos, la infección puede recurrir. Esto se le llama prostatitis bacteriana crónica.

La infección bacteriana no es la única causa de la prostatitis. Otras causas pueden ser:
• Trastornos del sistema inmunológico
• Trastornos del sistema nervioso
• Lesión en el área de la próstata, en muchos casos de prostatitis, sin embargo, la causa nunca se identifica.

Síntomas

Los síntomas pueden variar dependiendo de la causa. Pueden incluir:
• Dolor o sensación de ardor al orinar (disuria)
• Dificultad para orinar, como goteo o micción vacilante
• Micción frecuente, especialmente por la noche (nicturia)
• Necesidad urgente de orinar
• Dolor en el abdomen, ingle o espalda baja
• Dolor en área entre el escroto y el recto (perineo)
• Dolor o malestar del pene o los testículos
• Orgasmos dolorosos (eyaculaciones)
• Síntomas gripales (con prostatitis bacteriana)

Si experimenta dolor pélvico, micción difícil o dolorosa, u orgasmos dolorosos (eyaculaciones), se debe consultar al médico. Si no se tratan, algunos tipos de prostatitis pueden causar infección u otros problemas de salud.

Diagnóstico

El diagnóstico de la prostatitis implica descartar otras afecciones que pueden ser la causa de los síntomas y determinar qué tipo de prostatitis tiene. El médico determinará su diagnóstico en base a su historia clínica y sus síntomas. También realizará un examen físico, que probablemente incluirá un examen rectal digital (DRE).

Las pruebas iniciales pueden incluir los siguientes:

  • Cultivo de sangre. Se puede ordenar este examen si hay signos de infección en la sangre.
  • Los análisis de orina. Se puede realizar muestras de orina para detectar signos de infección. En algunos casos, el médico puede tomar una serie de muestras antes, durante y después del masaje en la próstata con un dedo enguantado y lubricado.
  • Pruebas de la vejiga (pruebas urodinámicas.) El médico puede ordenar una o más de estas pruebas, que se utilizan para comprobar qué tan bien puede vaciar su vejiga, para detectar qué está afectando su capacidad para orinar.

Con base en los síntomas y resultados de las pruebas, el médico puede concluir su diagnóstico y confirmar qué tipo de prostatitis tiene, siendo:

  • Prostatitis bacteriana aguda. Este tipo de prostatitis es a menudo causada por cepas comunes de bacterias. Por lo general, comienza repentinamente y causa síntomas parecidos a la gripe, como fiebre, escalofríos, náuseas y vómitos.
  • Prostatitis bacteriana crónica. Se produce cuando las bacterias no son eliminadas por los antibióticos y da lugar a infecciones recurrentes o difíciles de tratar. Entre los combates de la prostatitis bacteriana crónica, puede que no tenga síntomas o puede tener sólo síntomas leves.
  • Prostatitis crónica bacteria. También llamado síndrome de dolor pélvico crónico, esto no es causada por bacterias. A menudo la causa exacta no se puede identificar. La mayoría de los casos de prostatitis entran en esta categoría. Para algunos hombres, los síntomas permanecen casi iguales en el tiempo. Para otros, los síntomas pasan por ciclos de ser más y menos graves.
  • Prostatitis inflamatoria asintomática. Este tipo de prostatitis no causa síntomas y por lo general sólo se encuentra por casualidad cuando se está en fase de pruebas para otras condiciones. No requiere tratamiento.

Tratamiento

Los tratamientos para la prostatitis varían dependiendo de la causa subyacente. Estos pueden incluir:

  • Antibióticos. Este es el tratamiento más prescrito para la prostatitis. El médico basará la elección de la medicación en el tipo de bacteria que puede estar causando la infección. Si tiene síntomas graves, puede ser necesario antibióticos por vía intravenosa (IV). Es probable que necesite tomar antibióticos por vía oral durante cuatro a seis semanas, pero puede necesitar un tratamiento más prolongado para la prostatitis crónica o recurrente.
  • Los bloqueadores alfa. Estos medicamentos ayudan a relajar el cuello de la vejiga y las fibras musculares de la próstata donde se une la vejiga. Este tratamiento puede disminuir los síntomas, tales como dolor al orinar.
  • Los agentes anti-inflamatorios. Antiinflamatorios no esteroides (AINE) pueden hacer que se sienta más cómodo y relajado.
  • Masaje prostático Tiene que ser efectuado, usando un dedo enguantado y lubricado; un procedimiento similar al de un examen rectal digital. Se puede proporcionar algún alivio de los síntomas, pero los médicos no están de acuerdo acerca de lo efectivo que podría ser.
  • Otros tratamientos. Se está estudiando otros tratamientos posibles para la prostatitis. Estos tratamientos incluyen la terapia de calor con un dispositivo de microondas y las drogas sobre la base de ciertos extractos de plantas.

Prevención

A los primeros síntomas se debe visitar al médico o especialista, hacerse los exámenes de rigor y someterse sin titubear a las recetas e indicaciones médicas, si tiene dudas, puede visitar dos o más médicos, pero jamás debe auto recetarse y tomar antibióticos sin prescripción o porque “simplemente a un amigo le dio lo mismo y te tomas lo que el médico le recetó para su mal.”

Quizás no exista una cura eficaz para la prostatitis, pero sí hay un modo de evitar el contraer prostatitis. Existe una operación, llamada Prostatectomía, pero se hace en caso extremo, pero si se quiere reducir los riesgos sin deshacerse de la glándula productora de espermas, puede probar con las siguientes estrategias:

  1. Tome jugo de arándanos y consuma pipas o semillas de calabaza. Según el médico y científico Franklin Lowe, el jugo de esta fruta previene que las bacterias se peguen a los tejidos del tracto urinario, debido a los fitoquímicos encontrados en su pulpa o carne. A su vez evita también que se adhieran en la próstata. Igualmente las semillas de la calabaza o auyama son recomendadas para evitar posibles enfermedades prostáticas.
  2. Orine cada vez que pueda y no se limite. Cuando vaya al baño a expeler orina, relájese, eso hará que los músculos del esfínter se relajen igualmente y podrán hacer su trabajo correctamente. la falta de relajación en la hora orinar puede impedir que drene por completo la orina que hay en la uretra y en consecuencia, causar que se filtre hacia la próstata, donde podría dejar bacterias y otros desperdicios.
  3. Use Condón. Cuando tenga relaciones sexuales utilice condones o preservativos, acuérdese que por mucho que su pareja se haga lavados anales y luzca limpio, siempre corre el riesgo de infecciones.
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Espermatocele

Espermatocele

Es un quiste que se desarrolla en el epidídimo, tubo pequeño en espiral situado en la parte superior del testículo encargado de recoger y transportar los espermatozoides. Generalmente es indoloro y no canceroso, un espermatocele por lo general se llena líquido lechoso o claro que puede contener espermatozoides. El Espermatocele en la condición más común encontrada dentro del escroto.

Causas

La causa exacta de espermatocele es desconocida y sigue siendo controvertido, pero se cree que pueda originarse como un divertículo de los túbulos que se encuentran en la cabeza del epidídimo; puede formar una obstrucción en uno de los tubos que drena esperma.

Síntomas

Un espermatocele generalmente no causa signos ni síntomas y puede seguir siendo el mismo tamaño. Si llega a ser lo suficientemente grande, sin embargo, puede sentir:

  • Dolor o molestias en el testículo afectado
  • Una sensación de pesadez en el testículo con el espermatocele.
  • Hinchazón detrás y por encima del testículo

Debido a que un espermatocele generalmente no causa síntomas, es posible que lo descubra sólo durante un autoexamen testicular o el médico puede encontrar durante un examen físico de rutina.
Es importante que el médico evalúe cualquier masa escrotal para descartar una enfermedad grave, como el cáncer testicular. También debe consultar al especialista si siente dolor o hinchazón en el escroto. Un número de condiciones puede causar dolor testicular, y algunas de las condiciones requieren tratamiento inmediato.

Diagnóstico

Se necesita un examen físico, aunque un espermatocele generalmente no es doloroso, se puede sentir molestias cuando el médico examina (palpa) la masa.
Puede someterse también a los siguientes exámenes de diagnóstico:

  • La transiluminación. Su médico puede examinar su escroto a través de la luz, el cual la luz indicará si la masa está llena de líquido en lugar de sólidos.
  • Ultrasonido. Si la transiluminación indica una masa llena de líquido, el médico puede ordenar una ecografía para confirmar el diagnóstico; si por el contrario no indica claramente un quiste, un ultrasonido puede ayudar a determinar qué otra cosa podría ser. Esta prueba, utiliza ondas sonoras de alta frecuencia para crear imágenes de las estructuras, se puede utilizar para descartar un tumor testicular u otra causa de inflamación del escroto.

Si una persona encuentra lo que sospecha ser un espermatocele, se aconseja consultar a un urólogo .

Tratamiento

Solo cuando los quistes se asocian con malestar y se está aumentando de tamaño o cuando el paciente quiere que el espermatocele sea eliminado, se debe considerar la intervención quirúrgica, es decir a través de Espermatocelectomía.
El paciente debe estar consciente de que la Espermatocelectomía no va a mejorar la fertilidad y no debe ser realizado por esta razón. También es posible que el dolor pueda persistir después de la eliminación de la espermatocele.
Una vez que se ha decidido seguir adelante con la Espermatocelectomía, el procedimiento se puede realizar de forma ambulatoria. La técnica se realiza fácilmente bajo anestesia local o general.

Prevención

Aunque no hay manera de prevenir un espermatocele, es importante realizarse el auto examen escrotal por lo menos una vez al mes para detectar cambios en el escroto, como masas. Su médico le puede dar instrucciones sobre cómo realizárselo, lo puede mejorar sus posibilidades de encontrar alguna masa.
Un buen momento para examinar los testículos es después del baño o una ducha caliente. El calor del agua relaja el escroto, facilitando cualquier detección poco inusual. Para esto, siga estos pasos:

  • Párese frente a un espejo. Busque alguna hinchazón en la piel del escroto.
  • Examine cada testículo con ambas manos. Coloque los dedos índice y medio por debajo de los testículos, mientras que la colocación de los pulgares en la parte superior.
  • Cuidadosamente mueva el testículo entre los pulgares y los dedos. Recuerde que los testículos son generalmente suaves, de forma ovalada y un poco firme. Es normal que un testículo sea ligeramente más grande que el otro. Además, el tubo que conduce hacia arriba desde la parte superior del testículo (epidídimo) es una parte normal del escroto.

Al realizar periódicamente este examen, se familiariza con sus testículos al tacto y por tanto, cualquier cambio o bulto que pudiera tener lo detectaría fácilmente y ante cualquier situación consultar a su médico de inmediato. Regular el auto examen es un hábito de salud importante. Sin embargo, no puede sustituir a un examen médico.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: +1 (from 1 vote)

Epispadia

Epispadia

Un epispadias es un tipo raro de malformación del pene en la que la uretra termina en una abertura en la parte superior (dorso) del pene. También puede prsentarse en las mujeres cuando la uretra se desarrolla demasiado hacia delante. Se presenta en alrededor de 1 de cada 120.000 varones y 1 de cada 500.000 niñas. A pesar de la similitud del nombre, un epispadias no es un tipo de hipospadias e implica un problema con un conjunto diferente de los procesos embriológicos.
El Epispadias en las niñas se puede producir cuando la uretra se desarrolla demasiado hacia delante, saliendo en el clítoris o incluso más adelante. Para las mujeres, esto no causa dificultad para orinar, pero puede causar problemas con la satisfacción sexual. Con frecuencia, el clítoris está bifurcado en el lugar de salida de la uretra y por lo tanto la sensación del clítoris es menos intensa durante las relaciones sexuales debido a la estimulación frecuente durante la micción. Sin embargo, con el estímulo adecuado, ya sea utilizando técnica manual o posicional, el orgasmo del clítoris es posible.

Causas

El epispadias es una forma poco frecuente y parcial; esto obedece a los fallos de la fusión abdominal y pélvica en los primeros meses de la embriogénesis conocida como complejo de extrofia – epispadias. Mientras el epispadias es inherente a todos los casos de extrofia puede también, con mucha menos frecuencia, aparecer de forma aislada y en forma menos grave del complejo espectro. Se produce como resultado de la alteración de la migración del tubérculo genital a la membrana cloacal, ocasionando malformación aproximadamente a la quinta semana de gestación.
En los niños con epispadias, la uretra generalmente se encuentra en la parte superior o lateral del pene en lugar de la punta. Sin embargo, es posible que la uretra esté abierto a lo largo de toda la longitud del pene. Mientras que en las niñas, la abertura es por lo general entre el clítoris y los labios, pero puede estar en el área del abdomen.

Síntomas

En hombres:

  • Abertura anormal de la articulación entre el hueso púbico hasta el área, por encima de la punta del pene
  • Reflujo de orina en el riñón (nefropatía por reflujo)
  • Pene corto y ensanchado con una curvatura anormal
  • Infecciones del tracto urinario
  • Ensanchamiento del hueso púbico

En mujeres:

  • Clítoris y labios vaginales anormales
  • Abertura anormal desde el cuello de la vejiga a la zona por encima de la abertura de la uretra normal,
  • Reflujo de orina en el riñón (nefropatía por reflujo)
  • Ensanchamiento del hueso púbico
  • La incontinencia urinaria
  • Infecciones del tracto urinario

Diagnóstico

El epispadias es un diagnóstico poco frecuente y más comúnmente descrita como una parte del complejo de extrofia de la vejiga. Los pacientes varones muestran una curvatura peneana dorsal mientras que las pacientes presentan un clítoris bífido.

  • Análisis de sangre para verificar los niveles de electrolitos
  • Pielografía intravenosa (IVP), un especial de rayos X de los riñones, la vejiga y los uréteres
  • IRM y TC, dependiendo de la condición
  • Pélvica x-ray
  • Ecografía del sistema urogenital

Tratamiento

La reparación quirúrgica del epispadias se recomienda en pacientes con más de un caso leve. El escape de orina (incontinencia) no es común y puede requerir una segunda operación.

El tratamiento principal para epispadias aisladas es una reparación quirúrgica completa de la zona genito-urinario por lo general durante los primeros 7 años de vida, incluyendo la reconstrucción de la uretra, el cierre del cuerpo del pene y la movilización de los cuerpos. La técnica más popular y exitosa se conoce como la modificación Cantwell-Ransley. En las últimas décadas, sin embargo cada vez se ha logrado con mayor éxito la técnica de desmontaje completo del pene a pesar de su asociación con el riesgo mayor y más grave de daño.

Aún con una cirugía exitosa, los pacientes pueden tener problemas a largo plazo con:

  • Incontinencia, donde seria normalmente se trata con algún tipo de derivación urinaria continente como el Mitrofanoff
  • Depresión y psicosocial complicaciones
  • Disfunción sexual

Prevención

No existe forma de poder prevenir esta enfermedad debido a que se desconocen las causas.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: -1 (from 1 vote)

Hipospadias

Hipospadias

La hipospadia es una condición congénita, en la cual el orificio del pene no se desarrolla usualmente, sino que puede que la abertura aparezca (ya sea en el glande o en el tronco) en la parte inferior del pene en vez de en la punta. La uretra es el conducto a través del cual la orina drena desde la vejiga y sale de su cuerpo. Esta anomalía es un poco común y la cirugía suele restablecer la apariencia normal del pene y con el éxito del tratamiento, la mayoría de los hombres pueden llegar a tener una función sexual normal en la edad adulta.

Causas

La hipospadias está presente al nacer (congénito). La razón exacta de este defecto se produce es desconocida. A veces es hereditaria.
A medida que el pene se desarrolla en un feto masculino, ciertas hormonas estimulan la formación de la uretra y prepucio. La hipospadias ocurre cuando se produce un fallo en la acción de estas hormonas, causando que la uretra se desarrolle de manera anormal. La uretra no crece a su longitud completa. También durante el desarrollo fetal, el prepucio no se desarrolla completamente.

Síntomas

En hipospadias, la abertura de la uretra se encuentra en la parte inferior del pene en lugar de en la punta. La gravedad de la enfermedad varía. En la mayoría de los casos, la abertura de la uretra está cerca de la cabeza del pene. Menos menos común, la abertura se encuentra en la diáfisis o en la base del pene y muy rara vez, está en o debajo del escroto.
Los signos y síntomas de la hipospadias pueden incluir:
• La apertura de la uretra en una ubicación distinta de la punta del pene
• Curva hacia abajo del pene (curvatura peneana)
• Apariencia capucha del pene, ya que sólo la mitad superior del pene está cubierto por el prepucio
• Pulverización anormal durante la micción

Diagnóstico

La hipospadia es diagnosticada por un médico al nacer y la malformación puede detectarse a través de un examen físico.

Tratamiento

El tratamiento específico para la hipospadia será determinado por un médico, basándose en:
• Edad, estado general de salud e historia médica
• Extensión de la enfermedad
• Tolerancia a determinados medicamentos, procedimientos o terapias
• Expectativas para la evolución de la enfermedad
• Su opinión o preferencia

La Hipospadias puede corregirse con cirugía. Por lo general, la reparación quirúrgica se realiza cuando el niño tiene entre 6 y 24 meses, cuando el crecimiento del pene es mínimo. Al nacer, el niño varón no se puede someter a la circuncisión, ya que el prepucio adicional es necesario para la reparación quirúrgica; la que puede realizarse generalmente en forma ambulatoria (y puede requerir múltiples cirugías dependiendo de la gravedad).

Si una deformidad hipospadias no se repara, las siguientes complicaciones pueden ocurrir en la medida que el niño crece y madura:

  • La corriente o chorro de orina del niño puede ser anormal. La corriente puede apuntar en la dirección de la abertura o salpique en múltiples direcciones.
  • La curva del pene puede que crezca, causando disfunción sexual en la edad adulta.
  • Si la abertura de la uretra está más cerca del escroto o perineo, el niño puede tener problemas de fertilidad en el futuro.
  • Los bebés con hipospadias no deben ser circuncidados. El prepucio debe ser preservado para el uso en la reparación quirúrgica posterior.
  • La cirugía se realiza generalmente antes de que el niño empiece la escuela. Hoy en día, la mayoría de los urólogos recomiendan la reparación antes de que el niño tenga 18 meses de edad. Se puede realizar la cirugía a partir de los 4 meses de edad. Durante la cirugía, se endereza el pene y el hipospadias se corrige utilizando injertos de tejido del prepucio. La reparación puede requerir múltiples cirugías.

Prevención

Con la reparación quirúrgica adecuada, la mayoría de los niños con hipospadias simple pueden llevar una vida normal, presentando un pene con funcionamiento de manera normal; esto incluye engendrar hijos.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Criptorquidia

Criptorquidia

La Criptoquirdia o Testículo no descendido, es un testículo que no ha entrado en su posición correcta en la bolsa de piel que cuelga detrás del pene (escroto) antes del nacimiento de un niño. Por lo general, sólo un testículo se ve afectado, pero en algunos casos pueden ser los dos testículos.

Un testículo no descendido es más común entre los bebés nacidos prematuramente o antes de las 37 semanas.

Para la mayoría de los niños que nacen con uno o dos testículos no descendidos, el problema se corrige en los primeros meses de vida. Si el bebé tiene un testículo no descendido que no se corrige, por lo general se puede recurrir a la cirugía por lo general para a ubicarlo en el escroto.

En casos únicos, la criptorquidia se puede desarrollar posteriormente en la vida, a menudo tan tarde como adultos jóvenes. Alrededor del 3% al término y 30% de los bebés varones prematuros nacen con por lo menos un testículo no descendido. criptorquidia es distinta de monorquismo la condición de tener un solo testículo.

Causas

La causa exacta de un testículo no descendido es desconocida. Una combinación de la genética, la salud materna y otros factores ambientales pueden alterar las hormonas, los cambios físicos y la actividad nerviosa que influyen en el desarrollo de los testículos.

Síntomas

La enfermedad de criptorquidia es un testículo que no ha entrado en su posición correcta en la bolsa de piel que cuelga detrás del pene (escroto) antes del nacimiento de un niño. Por lo general, sólo un testículo se ve afectado, pero en algunos casos pueden ser los dos testículos no descendidos pueden ser.

Un testículo no descendido es más común entre los bebés nacidos prematuramente o antes de las 37 semanas.

Para la mayoría de los niños que nacen con uno o dos testículos no descendidos, el problema se corrige en los primeros meses de vida. Si su bebé tiene un testículo no descendido que no se corrige, la cirugía por lo general se puede utilizar para volver a ubicarla en el escroto.

Los testículos se forman en el abdomen durante el desarrollo fetal. Durante el último par de meses de desarrollo fetal normal, los testículos gradualmente dejan el abdomen, pasan a través de un conducto en forma de tubo en la ingle (canal inguinal) y descienden en el escroto.

Si el niño tiene un testículo no descendido, ese proceso se detiene o se retrasa en alguna etapa de su desarrollo. Por lo tanto, no podrá ver o sentir un testículo en la que se espera que sea en el escroto.
Cuándo consultar a un médico

Si el niño tiene un testículo no descendido, pregúntele al médico con qué frecuencia tendrá que ser examinado. Si el testículo no se ha movido en el escroto por el tiempo en que el bebé tenga 4 meses de edad, el problema probablemente no se corregirá.

El tratamiento de testículo no descendido cuando es todavía un bebé puede reducir el riesgo de complicaciones más tarde en la vida, tales como infertilidad y cáncer testicular.

Cuando los niños mayores (desde bebés hasta preadolescentes varones) que tienen testículos descendidos normalmente en el nacimiento y que pareciera que está “perdido” un testículo más tarde, esta condición puede deberse a:

  • Un testículo retráctil, que se mueve hacia atrás y adelante entre el escroto y la ingle y puede ser fácilmente guiado por la mano en el escroto durante un examen físico.
  • Un testículo ascendente o adquirido que no ha descendido, lo que ha “devuelto” a la ingle y no puede ser fácilmente guiado por la mano en el escroto

Si nota cualquier cambio en los genitales del bebé o está preocupado por su desarrollo, hable con su médico.

Diagnóstico

El dilema de diagnóstico más común en los niños por lo demás normales es distinguir un testículo retráctil de un testículo que no puede descender de manera espontánea en el escroto. Testículos retráctiles son más comunes que los testículos no descendidos y realmente no necesita ser operado. En los varones normales, como el músculo cremáster se relaja o se contrae, el testículo se mueve bajo o más alto (“retrae”) en el escroto. Aunque hay diversas maniobras utilizadas para ello, tales como el uso de una posición de piernas cruzadas, enjabonando dedos del examinador o el examen en un baño caliente, el beneficio de la cirugía en estos casos puede ser una cuestión de juicio clínico.

Un cariotipo puede confirmar o excluir formas de hipogonadismo primario disgenético, tales como el síndrome de Klinefelter o disgenesia gonadal mixta . Los niveles hormonales (especialmente gonadotropinas y AMH) pueden ayudar a confirmar que hay testículos funcionales hormonalmente por valor de intentar rescatar, al igual que la estimulación con unas cuantas inyecciones de gonadotropina coriónica humana para provocar un aumento del nivel de testosterona. En ocasiones, estas pruebas revelan una insospechada y más complicada condición intersex.

En la minoría aún más pequeña de los niños con criptorquidia que tienen otros defectos congénitos obvios de los genitales, la prueba adicional es crucial y tiene una alta probabilidad de detectar un condición intersex u otras anomalías anatómicas. La ambigüedad puede indicar ya sea alterada la síntesis de andrógenos o sensibilidad reducida. La presencia de un útero pélvico por ultrasonido sugiere ya sea síndrome persistente del conducto de Müller (deficiencia AMH o falta de sensibilidad) o una mujer severamente virilizada con hiperplasia adrenal congénita. Un inequívoco micropene , especialmente acompañado de hipoglucemia o ictericia, sugiere hipopituitarismo congénita.

Tratamiento

El objetivo del tratamiento es mover el testículo que no ha descendido a su lugar correcto en el escroto. El tratamiento temprano puede disminuir el riesgo de complicaciones de un testículo no descendido, como el riesgo de infertilidad y cáncer testicular.

Cirugía
Un testículo no descendido suele corregirse con cirugía. El cirujano manipula cuidadosamente el testículo en el escroto y sutura en su lugar. Este procedimiento generalmente requiere incisiones relativamente pequeñas y se puede realizar con dispositivos laparoscópicos.
En algunos casos, el testículo puede estar poco desarrollada o tejido anormal o muerto; en estos casos el cirujano extirpará este tejido testicular.
Si su hijo también tiene una hernia inguinal asociada con el testículo no descendido, la hernia se repara durante la cirugía.
Después de la cirugía, el cirujano hará un seguimiento del testículo para monitorear su funcionamiento correctamente y que permanezca en su lugar. El seguimiento puede incluir:
• Examen físico
• Ecografía del escroto
• Pruebas de los niveles de hormonas

Tratamiento hormonal
El tratamiento hormonal consiste en la inyección de gonadotropina coriónica humana (HCG). Esta hormona puede causar que el testículo pase al escroto, pero el tratamiento hormonal suele ser menos efectiva que la cirugía. Hay algunas pruebas de que el tratamiento hormonal puede contribuir a la aparición temprana de la pubertad (pubertad precoz).

Otros tratamientos
Si el niño no tiene uno o ambos testículos (debido a que no sobrevivieron después de la cirugía) usted puede considerar implantes salinos testiculares en el escroto, que puede ser implantado en la infancia tardía o adolescencia. Estos implantes, en forma de testículo (nódulos llenos de líquido) resulta la “apariencia” de dos testículos en el escroto.
Si su hijo no tiene por lo menos un testículo sano, el médico lo remitirá a un especialista en hormonas (endocrinólogo) para discutir futuros tratamientos hormonales que serían necesarios para lograr la madurez física y la pubertad.

Prevención

No hay manera de evitar esta condición porque la causa exacta no se conoce.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

El priapismo

El priapismo

El priapismo es una erección persistente, normalmente dolorosa, que dura más de cuatro horas y se presenta sin estimulación sexual. La condición se desarrolla cuando la sangre en el pene queda atrapada y no puede drenar. Si la condición no se trata inmediatamente, puede conducir a la cicatrización y la disfunción eréctil permanente.
Puede ocurrir a cualquier edad, incluyendo recién nacidos. Sin embargo, por lo general afecta a los hombres entre las edades de 5 a 10 años y 20 años a 50.
Hay dos categorías de priapismo de bajo flujo y de alto flujo.

Bajo flujo: Este tipo de priapismo es el resultado de la sangre que es atrapado en las cámaras de erección. A menudo ocurre sin una causa conocida en los hombres que tienen buena salud, también afecta a los hombres con enfermedad de células falciformes, leucemia (cáncer de la sangre) o la malaria.

De alto flujo: priapismo de alto flujo es más raro que el bajo flujo y no suele ser doloroso. Es el resultado de una arteria rota de una lesión en el pene o el perineo (área entre el escroto y el ano), que impide que la sangre en el pene circule con normalidad.

Causas

La anemia falciforme: Algunos casos de priapismo en adultos son el resultado de la enfermedad de células falciformes y aproximadamente el 42% de los adultos con anemia con el tiempo desarrollará priapismo.

Medicamentos: Una causa común de priapismo es el uso y / o mal uso de medicamentos, relacionada con las drogas; el priapismo incluye fármacos como Desyrel (utilizado para tratar la depresión) o Thorazine (utilizado para tratar ciertas enfermedades mentales). Para las personas que tienen disfunción eréctil, los medicamentos de terapia de inyección para el tratamiento de la enfermedad también puede causar priapismo.

Existen otras causas, como:
• Los traumatismos de la médula espinal o en el área genital
• Mordeduras de araña viuda negra
• Intoxicación por monóxido de carbono
• Uso de drogas ilícitas, como marihuana y cocaína
En raros casos, el priapismo puede estar relacionado con los cánceres que pueden afectar el pene e impedir el flujo de sangre.

Síntomas

El priapismo generalmente se produce de forma espontánea, a menudo durante el sueño. El pene se pone muy erecto, la orina no suele ser restringido, ya que la sangre llena sólo el tejido cavernoso del pene, la uretra y la cabeza no se ven afectados.
Después de unas horas, la erección suele ir acompañada de sensaciones dolorosas en la base del pene y en la zona del perineo. La erección no es acompañada de la excitación sexual o excitación erótica. El sexo por lo general no ayuda, porque no da lugar a la eyaculación, no exime a la erección y sólo causa más dolor.
El priapismo a veces se manifiesta como una serie de erecciones a corto plazo, dolorosas durante el sueño. En un primer momento, ocurren muy raramente, una vez a la semana, pero poco a poco va aumentando en severidad y frecuencia, se hacen más dolorosos y pueden ocurrir varias veces durante el curso de una sola noche. A diferencia del priapismo de más larga duración la erección “real” disminuye con el despertar y / o necesidad de orinar, defecar o de alguna actividad física como caminar o al tomar medicamentos para dormir o sedantes.

Diagnóstico

Si tiene priapismo, es importante que busque atención médica de inmediato. Dígale a su médico:

  • La cantidad de tiempo que ha tenido la erección
  • Cuánto tiempo suele durar la erección
  • Cualquier medicamento o drogas, legales o ilegales, que ha utilizado. Sea honesto con su médico: el uso de drogas ilegales es particularmente relevante, ya que tanto la marihuana y la cocaína se han relacionado con priapismo.
  • Sea o no priapismo seguido trauma en esa zona del cuerpo.

Su médico revisará su historial médico y le realizará un examen físico para ayudar a determinar la causa del priapismo.
Después de la exploración física completa, el médico tomará una medición de gases en la sangre del pene. Durante esta prueba, una pequeña aguja se coloca en el pene, se extrae la sangre y se envía a laboratorio para su análisis. Esto proporciona una pista sobre el tipo de priapismo, la duración de la enfermedad y cuánto daño se ha producido.

Tratamiento

El objetivo de todo tratamiento es hacer que la erección desaparezca y preservar la función eréctil en el futuro. Si una persona recibe un tratamiento de cuatro a seis horas, la construcción casi siempre se puede reducir con la medicación. Si la erección ha durado menos de cuatro horas, los medicamentos descongestionantes pueden actuar a través del flujo sanguíneo hacia el pene, Otras opciones de tratamiento incluyen:

Bolsas de hielo: hielo aplicado en el pene y el perineo puede reducir la hinchazón.

La ligadura quirúrgica: se utiliza en algunos casos en los que ha sido rota una arteria. El médico liga la arteria que causa el priapismo con el fin de restablecer el flujo sanguíneo normal.

Inyección intracavernosa: Se utiliza para el priapismo de bajo flujo. Durante este tratamiento, los medicamentos conocidos como agonistas alfa se inyectan en el pene, para que la hinchazón se reduzca.

La derivación quirúrgica: Se utiliza también para el priapismo de bajo flujo, es una derivación de un pasillo que se inserta quirúrgicamente en el pene para desviar el flujo sanguíneo y permite la circulación de retorno a la normalidad.

Aspiración: Después de adormecer el pene, los médicos colocan una aguja en el pene para drenar la sangre y reducir la presión y la inflamación.
Si usted sospecha que está experimentando el priapismo, no debe tratarla usted mismo, busque ayuda de emergencia tan pronto como sea posible.

Prevención

Dependiendo de la causa probable del priapismo, los pasos para prevenir el priapismo puede incluir:

  • El tratamiento de la enfermedad que pudo haber causado el priapismo
  • Cambio de medicamentos si un medicamento de prescripción fue la causa probable
  • Evite los desencadenantes, como el alcohol o las drogas ilegales
  • Auto-inyección de fenilefrina para detener erecciones prolongadasEl tratamiento hormonal – sólo para hombres adultos
  • Receta relajante muscular, tales como baclofeno (Lioresal)

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Vasectomía

Vasectomía

Vasectomía
Vasectomía

La vasectomía es una operación que hace que un hombre permanentemente sea incapaz de embarazar a una mujer. Esto involucra cortar dos tubos llamados conductos deferentes para que los espermatozoides no puedan llegar hasta el semen.
La vasectomía se hace generalmente en el consultorio del médico o en un centro de cirugía ambulatoria. La operación toma alrededor de media hora. Usted estará despierto durante el procedimiento. Su médico le dará un anestésico local para adormecer el escroto. Una vez que esté anestesiado, su médico le hará una punción muy pequeña (agujero) en un lado de su escroto y sacar parte de los conductos deferentes en ese lado. Es posible que sienta algo de tirantez y un jalón. Una pequeña sección de los conductos deferentes se retira. Los extremos de los conductos deferentes serán sellados con pequeñas pinzas. Entonces, su médico hará lo mismo en el otro lado. La punción es tan pequeña que sana sin necesidad de suturas.

Efectividad

La vasectomía puede ser el más seguro, la forma más eficaz del control de la natalidad. Sólo aproximadamente 15 de cada 10.000 parejas tienen un embarazo durante el primer año después de la vasectomía.
No se debe hacer la vasectomía a menos que esté absolutamente seguro de que no desea tener hijos en el futuro. Es posible que tenga que esperar para someterse a una vasectomía. No se puede proceder a una vasectomía si usted tiene una infección sobre o alrededor de los genitales o si tiene un trastorno hemorrágico.

Reversión de la vasectomía

No existe la llamada “vasectomía reversible”; toda vasectomía se hace con ánimo de irreversibilidad. Si, tiempo después de realizarse la vasectomía, el varón desea tener descendencia, tendría que someterse a una nueva operación: se trata de la vasovasostomía, o bien una biopsia testicular, a fin de obtener espermatozoides y fecundación artificial.
Algunas vasectomías pueden revertirse, o “invertirse”, pero la cirugía es costosa, usualmente no cubiertos por el seguro y se debe realizar en un hospital. Aunque la mayoría de los hombres pueden eyacular esperma después de revertir la cirugía, los espermatozoides no son a menudo capaces de fertilizar un óvulo.

Proceso de la operación

En el día de la operación deberá tener un suspensorio (un soporte deportivo) con usted y asegúrese de que su área genital esté limpia. Su médico probablemente le dará instrucciones sobre cómo limpiar el área antes de la operación.  Su médico puede sugerirle llevar a alguien que lo lleve a casa después de la cirugía.

Recientemente se ha desarrollado la técnica de Vasectomía Sin Bisturí (VSB) que ha mejorado notablemente el concepto quirúrgico de vasectomía. Es una técnica con un porcentaje mucho menor de complicaciones respecto a la vasectomía convencional y en la actualidad es el procedimiento Gold Standard por la Asociación Americana de Urología para la práctica de vasectomía. La VSB nace con la idea de realizar la intervención con el mínimo transtorno y mínimas molestias. Su particularidad más básica reside en un instrumental único y específico para tal fin. De hecho el corte no lo practica el bisturí convencional sino que se realiza mediante una pinza que provoca la apertura de la piel separando, y No cortando, sus fibras.
Ofrece la misma efectividad que la técnica convencional:
• Es más sencilla y menos invasiva.
• Menor tiempo quirúrgico.
• No lleva puntos.
• La recuperación es más rápida.
• Ocasiona menos molestias.
• Existe menor posibilidad de sangrado. Los resultados han mostrado 10 veces menos hematomas, infecciones y otras complicaciones con un porcentaje total de 0,4% para la vasectomía sin bisturí frente a un 3,1% para la vasectomía convencional.
Después de la operación
Es posible que tenga un poco de dolor, hinchazón y  moretones en el área de la cirugía. Los moretones deben aclararse lentamente y desaparecer en aproximadamente 2 semanas. Su médico le dará instrucciones para que usted siga con el cuidado.
Después de la cirugía las instrucciones pueden incluir:
•    El uso de ropa interior ajustada o suspensorio para apoyar el escroto
•    Utilizar una bolsa de hielo para aliviar el dolor y la inflamación
•    Descansar lo suficiente
•    Limitar  la actividad sexual hasta que sane
Usted debe sentirse normal en un par de semanas.

Medicamentos

No tome aspirina, ibuprofeno (nombres de marca: Advil, Motrin, Nuprin), ketoprofeno (nombre de marca: Orudis) o naproxeno (nombre de marca: Aleve) durante 2 semanas antes o después de la operación. Todo esto puede hacer  causar sangrado. Tome acetaminofeno (nombre de marca: Tylenol) para aliviar el dolor.
Cuándo volver a trabajar
Si usted tiene un trabajo de escritorio, espere regresar a trabajar después de un par de días. Si usted hace trabajo físico,  camina o maneja bastante, hable con su médico acerca de cuándo puede volver al trabajo.

La vasectomía: efecto  inmediato?

No. Usted tendrá que eyacular hasta 15 ó 20 veces antes de que los espermatozoides sean eliminados de ambos vasos deferentes. Por esa razón, siga usando control de la natalidad. Su médico le pedirá que traiga muestras de su eyaculación después de la operación. Sólo después de haber dos muestras sin espermatozoides a usted se le considerará incapaz de embarazar a una mujer. Este proceso puede tardar 3 meses o más.

Riesgos de una vasectomía

Los problemas que pueden ocurrir después de su vasectomía incluyen el sangrado, infección y usualmente una reacción inflamatoria leve debido a esperma que ha podido quedar libre durante la cirugía (llamada granuloma de esperma). Llame a su médico si nota algún signo de anormalidad.
Otro riesgo es que los extremos de los conductos deferentes puedan encontrar la manera de crear una vía nueva entre sí. Esto no ocurre muy a menudo, pero si lo hace, usted podría ser capaz de causar un embarazo. Llame a su médico si:
•    Usted tiene  fiebre.
•    Tiene hinchazón que no desaparece o empeora.
•    Usted tiene dificultad para orinar.
•    Usted puede sentir un nudo en el escroto.
•    Tiene sangrado de una incisión que no desaparece aún después de haber apretado el lugar entre dos almohadillas de gasa durante 10 minutos

Qué pasa con los espermatozoides

Una vez que los espermatozoides no pueden conseguir salir a través de los conductos deferentes, los testículos comienzan a fabricar menos esperma. Su cuerpo absorberá el esperma que ha fabricado.

Vasectomía  y su  vida sexual

Después de haberse recuperado de la vasectomía,  su vida sexual no debería cambiar en absoluto. Usted podrá eyacular casi la misma cantidad de semen que antes, y no se le nota un cambio en su deseo sexual.
Este procedimiento no tiene efecto alguno sobre la provisión de sangre y hormonas a los genitales, de modo que no afecta la erección ni la libido.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)