Tag Archives: bebe

Intolerancia a la Lactosa

Intolerancia a la lactosa

Intolerancia a la LactosaTambién llamada deficiencia de lactasa, significa que no son capaces de digerir totalmente el azúcar de la leche (lactosa) en los productos lácteos. Por lo general, no es peligroso, pero los síntomas pueden ser incómodos.

Una enzima producida por el revestimiento del intestino delgado es generalmente responsable de la intolerancia a la lactosa. Muchas personas tienen bajos niveles de lactasa, pero sólo aquellos que también tienen asociados signos y síntomas tienen, por definición, intolerancia a la lactosa.
Se puede controlar los síntomas de la intolerancia a la lactosa eligiendo cuidadosamente una dieta que limita los productos lácteos.

Los factores que pueden hacer más propensos a la intolerancia a la lactosa incluyen:

  • El aumento de la edad: La intolerancia a la lactosa se vuelve más común con la edad. la condición es poco común en los bebés y niños pequeños.
  • Etnia: Es más común en personas indias, negras, asiáticas, hispanas y americanas.
  • El nacimiento prematuro: Los bebés nacidos prematuramente pueden haber reducido los niveles de lactasa, porque esta enzima aumenta en el feto al final del tercer trimestre.
  • Las enfermedades que afectan el intestino delgado: Los pequeños problemas intestinales que pueden causar intolerancia a la lactosa incluyen sobre crecimiento bacteriano, enfermedad   celíaca y la enfermedad de Crohn.
  • Ciertos tratamientos para el cáncer: Si se ha recibido radioterapia para el cáncer en el abdomen o tienen complicaciones intestinales de la quimioterapia, que tienen un mayor riesgo de  intolerancia a la lactosa.

Causas

La intolerancia a la lactosa es causada generalmente por los bajos niveles de enzima lactasa en el intestino delgado que llevan a los signos y síntomas.
Normalmente, las células que recubren el intestino delgado producen una enzima llamada lactasa. La enzima lactasa se une a las moléculas de lactosa en los alimentos que consume y los rompe en dos azúcares simples – glucosa y galactosa – que pueden ser absorbidos en el torrente sanguíneo.
Sin suficiente enzima lactasa, la mayor parte de la lactosa en sus alimentos se mueve sin procesar en el colon, donde las bacterias intestinales normales interactúan con él. Esto hace las características de la intolerancia a la lactosa – gases, hinchazón y diarrea.

Hay tres tipos de intolerancia a la lactosa.

  • Intolerancia a la lactosa primaria
    Normalmente, el cuerpo produce grandes cantidades de lactasa en el nacimiento y durante la primera infancia, cuando la leche es la principal fuente de nutrición. Por lo general, la producción de lactasa disminuye a medida que su dieta es más variada y menos dependiente de la leche. Esta disminución gradual puede conducir a síntomas de intolerancia a la lactosa.
  • Intolerancia a la lactosa secundaria
    Esta forma de intolerancia a la lactosa se presenta cuando el intestino delgado disminuye la producción de lactasa después de una enfermedad, cirugía o lesión al intestino delgado. Esto puede ocurrir como resultado de enfermedades intestinales, tales como la enfermedad celíaca, gastroenteritis y una enfermedad inflamatoria intestinal como la enfermedad de Crohn. El tratamiento del trastorno subyacente puede restaurar los niveles de lactasa y mejorar los signos y síntomas, aunque puede tomar tiempo.
  • Intolerancia a la lactosa congénita
    Es posible, pero raro, que los bebés nazcan con intolerancia a la lactosa causada por una ausencia completa de actividad de la lactasa. Este trastorno se transmite de generación en generación en un patrón de herencia llamado autosómico recesivo. Esto significa que tanto la madre como el padre tienen que pasar en la forma defectuosa del gen para que un niño se vea afectado. Los lactantes con intolerancia a la lactosa congénita son intolerantes de la lactosa en la leche materna de sus madres y tienen diarrea desde el nacimiento. Estos bebés necesitan fórmulas infantiles sin lactosa. Los bebés prematuros pueden tener intolerancia a la lactosa por ofrecer un nivel insuficiente de lactasa. En los bebés que son por lo demás sanos, esto no conduce a la desnutrición

Síntomas

Los signos y síntomas de la intolerancia a la lactosa por lo general comienzan de 30 minutos a dos horas después de comer o beber alimentos que contienen lactosa, por lo que debe consultar al médico si presentan los siguientes síntomas:
• Diarrea
• Náuseas y en ocasiones, vómitos
• Calambres abdominales
• Distensión
• Gases

Los síntomas son leves, pero a veces pueden ser graves.

Diagnóstico

El médico puede sospechar intolerancia a la lactosa basado en los síntomas y respuesta a la reducción de la cantidad de productos lácteos en su dieta. También el médico puede confirmar el diagnóstico mediante la realización de una o más de las siguientes pruebas:

  • Prueba de tolerancia a la lactosa. Mide la reacción del cuerpo a un líquido que contiene altos niveles de lactosa. Dos horas después de beber el líquido, se le someta a análisis de sangre para medir la cantidad de glucosa en el torrente sanguíneo. Si el nivel de glucosa no sube, significa que su cuerpo no está digiriendo correctamente y absorbe la lactosa completamente.
  • Prueba de hidrógeno. Esta prueba también requiere tomar un líquido que contiene altos niveles de lactosa. Luego, el médico mide la cantidad de hidrógeno en el aliento a intervalos regulares. Normalmente, muy poco hidrógeno es detectable. Sin embargo, si su cuerpo no digiere la lactosa, se fermentará en el colon, liberando hidrógeno y otros gases, que son absorbidos por el intestino y finalmente exhalado.
  • Prueba de acidez. Para los bebés y los niños que no pueden someterse a otras pruebas, se puede utilizar una prueba de la acidez. La fermentación de la lactosa no digerida crea ácido láctico y otros ácidos que pueden ser detectados en una muestra de heces.

Tratamiento

No hay tratamientos que pueden curar la intolerancia a la lactosa. No hay manera de impulsar de enzima lactasa en el cuerpo. Las personas con intolerancia a la lactosa por lo general encuentran alivio al reducir la cantidad de productos lácteos que consumen y el uso de productos especiales realizados para las personas con esta condición.
Los probióticos son organismos vivos presentes en los intestinos que ayudan a mantener un sistema digestivo saludable. Los probióticos también están disponibles como cultivos “vivos” en algunos yogures o como suplementos en forma de cápsulas. A veces se utilizan para condiciones gastrointestinales, como la diarrea y el síndrome del intestino irritable. También pueden ayudar al cuerpo a digerir la lactosa. Los probióticos son generalmente considerados seguros y puede valer la pena probar si otros métodos no ayudan.

Prevención

No hay pautas para prevenir la intolerancia a la lactosa.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Ictericia infantil

Ictericia infantil

Es una decoloración amarillenta de la piel y los ojos del bebé recién nacido; ésta  se produce debido a que la sangre del bebé contiene un exceso de bilirrubina que es  un pigmento de color amarillo de las células rojas de la sangre.

La Ictericia infantil es una condición común, especialmente en los bebés que nacen antes de las 38 semanas de gestación (bebés prematuros) y los bebés alimentados con leche materna. Generalmente se debe a que el hígado del bebé no es lo suficientemente maduro como para deshacerse de la bilirrubina en la sangre. En algunos casos, una enfermedad subyacente puede causar ictericia.

Causas

La principal causa de la ictericia es el exceso de bilirrubina (hiperbilirrubinemia), es la sustancia que hace  el color amarillo de la ictericia. Es en parte normal por los residuos producidos al “utilizar” los glóbulos rojos. Normalmente  el hígado filtra la bilirrubina de la sangre y la libera en el tracto intestinal. Antes del nacimiento, el hígado de la madre elimina la bilirrubina de la sangre del bebé. El hígado de un recién nacido es inmaduro y, a menudo, no puede eliminar la bilirrubina con la suficiente rapidez, provocando un exceso de bilirrubina. La ictericia debido a estas condiciones normales del recién nacidos, se llama ictericia fisiológica, y por lo general aparece en el segundo o tercer día de vida.

También existen otras causas que pueden ocasionar trastorno subyacente de ictericia en un bebé. En estos casos, la ictericia suele aparecer mucho antes o mucho después que la ictericia fisiológica. Las enfermedades o afecciones que pueden causar ictericia incluyen:

  • El sangrado interno (hemorragia)
  • Una infección en la sangre del bebé (sepsis)
  • Otras infecciones virales o bacterianas
    • Incompatibilidad entre la sangre de la madre y la sangre del bebé
    • Mal funcionamiento del hígado
    • Deficiencia de la enzima
    • Anormalidad de las células rojas en la sangre de su bebé

Existen  factores de riesgo por ictericia en los bebés  y que pueden causar complicaciones, in
cluyen:

  • El nacimiento prematuro, puede no ser capaz de procesar la bilirrubina tan rápido como lo hacen los bebés a término. Además,  el bebé puede comer poco y por ende, menos evacuaciones intestinales y como resultado de esta condición, en menos bilirrubina eliminada en las heces del bebé.
  • Moretones durante el parto. Algunas veces los bebés se lastima durante el proceso de parto. Si el recién nacido tiene moretones, puede tener un mayor nivel de bilirrubina.
  • El tipo de sangre. Si el tipo de sangre de la madre  es diferente de la del bebé, éste puede haber recibido anticuerpos  a través de la placenta,  causando que sus glóbulos se descompongan más rápidamente.
  • Lactancia. bebés alimentados con leche materna tienen un mayor riesgo de ictericia, particularmente aquellos que están teniendo problemas para mamar o no recibir suficiente nutrición de la lactancia materna. La deshidratación y la baja ingesta de calorías por  mala lactancia puede contribuir a la aparición de  ictericia.

Síntomas

Los signos de ictericia infantil suelen aparecer entre el segundo y cuarto día después del nacimiento e incluyen:

  • Coloración amarillenta de la piel
  • Color amarillo en los ojos

Generalmente se notará la ictericia por primera vez en la cara de su bebé. Si la enfermedad progresa, se puede observar el color amarillo en sus ojos, el pecho, el abdomen, los brazos y las piernas.

La mejor forma de comprobar la ictericia infantil es presionando su dedo suavemente sobre la frente o la nariz del  bebé. Si la piel se ve de color amarillo en el que pulsó, lo más probable es que el bebé tenga ictericia.  Lo mejor es examinar a su bebé en buenas condiciones de iluminación, de preferencia en la luz del día natural.

Diagnóstico

El médico hará el diagnóstico sobre la base de la apariencia del  bebé. Sin embargo, no es posible juzgar la gravedad de la ictericia basada en la mera apariencia. El  médico tendrá que medir el nivel de bilirrubina en la sangre del bebé. El nivel de bilirrubina (severidad de la ictericia) determinará el curso del tratamiento.

Las pruebas que se recomiendan son los siguientes:

  • Un examen físico
  • Prueba de laboratorio de una muestra de sangre de su bebé
  • Prueba de la piel con un dispositivo llamado bilirrubinómetro transcutánea, que mide el reflejo de una luz especial que resplandece a través de la piel,
  • Exámenes de sangre adicionales o pruebas de orina si hay evidencia de que la ictericia del bebé es causada por un trastorno subyacente que necesita ser tratada.

Tratamiento

El tratamiento de la ictericia infantil a menudo no es necesario Suele desaparecer por sí sola en dos o tres semanas. Si el bebé tiene ictericia moderada o severa, deberá permanecer más tiempo en la sala de recién nacidos o ser readmitido en el hospital. y en  la mayoría de los casos que necesiten tratamiento responden bien a la terapia no invasiva. Aunque las complicaciones son poco frecuente, la ictericia infantil grave o ictericia mal tratada puede causar daño cerebral.

Los tratamientos para bajar el nivel de bilirrubina en la sangre del  bebé pueden ser:

  • Terapia con luz (fototerapia). Puede ser colocado bajo una luz especial que emite luz en el espectro azul-verde. La luz cambia la forma y estructura de las moléculas de bilirrubina de tal manera que puedan ser excretados en la orina y las heces. La luz no es  ultravioleta y un escudo de protección de filtros de plástico elimina cualquier luz ultravioleta que puede emitir. Durante el tratamiento, el bebé  usará sólo un pañal y parches en los ojos para su protección. La fototerapia se puede complementar con el uso de una plataforma de emisión de luz o un colchón.
  • La inmunoglobulina intravenosa (IVIG). LA ictericia puede estar relacionada con las diferencias de tipo de sangre entre la madre y el bebé. Esta condición resulta en el bebé que lleva los anticuerpos de la madre que contribuyen a la descomposición de los glóbulos en el bebé. La transfusión intravenosa de inmunoglobulina, una proteína de la sangre que pueden reducir los niveles de anticuerpos, puede disminuir la ictericia y disminuir la necesidad de una transfusión de cambio sangre.
  • Tipo de transfusión de sangre. Rara vez, cuando la ictericia severa no responde a otros tratamientos, un bebé puede necesitar una transfusión de sangre. Esto implica extraer varias veces pequeñas cantidades de sangre, diluyendo la bilirrubina y los anticuerpos maternos, y luego transferir sangre hacia el bebé – un procedimiento que se lleva a cabo en una unidad de cuidados intensivos neonatales.

Prevención

La mejor prevención de la ictericia infantil es una alimentación adecuada. Los bebés amamantados deben tener entre ocho y doce veces al día durante los primeros días de vida. Los bebés alimentados con fórmula usualmente deben tener de 1 a 2 onzas (alrededor de 30 a 60 mililitros) de fórmula cada dos o tres horas durante la primera semana de vida.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

TETANOS NEONATAL

Tétanos Neonatal

Es una condición médica caracterizada por una contracción prolongada en las fibras de los músculos esqueléticos. La infección generalmente procede de otra persona infectada (por ejemplo, la madre no vacunada) y entra en el cuerpo del bebé a través de una herida, como el muñón umbilical o de la región circuncidada.
El tétanos neonatal evoluciona rápidamente como una severa enfermedad generalizada en los 12 días siguientes al nacimiento.El niño puede morir por espasmo respiratorio (por la toxemia), deshidratación o por una complicación pulmonar (neumonía y/o hemorragia pulmonar), si no se lo trata. En los casos favorables, la mejoría se inicia, entre los 3 y 7 días, con la declinación gradual de la temperatura, la disminución de los accesos y la resolución lenta de la hipertonía. La desaparición completa de los signos de enfermedad puede demorar unas seis semanas.

Causas

El tétanos es causado por la bacteria Clostridium tetani. Por lo general, la enfermedad se produce por la introducción del bacilo a través del cordón umbilical, al manipularse inadecuadamente con materiales no estériles en el momento del parto o por hábitos erróneos de curación con elementos contaminados después de este.

Síntomas

Los síntomas comienzan de 3 a 14 días después del nacimiento después de un período de alimentación normal. El bebé de repente deja de succionar adecuadamente y se vuelve irritable, se producen convulsiones con mayor frecuencia e intensidad. Los síntomas del tétanos incluyen espasmos musculares, inicialmente los músculos de la boca están implicados, causando ‘trismo’, lo que resulta en una expresión característica facial – ‘risus Sardonicus’. El trismo es generalmente seguido por espasmos de otros músculos, como el espasmo sostenido de los principales músculos de la espalda. Por último, leves estímulos externos pueden desencadenar convulsiones generalizadas, lo que contribuye a las complicaciones graves de tétanos (dificultad para tragar y neumonía por aspiración) que conducen a la muerte a menos que el tratamiento de apoyo emergente se inicie rápidamente.

Diagnóstico

El diagnóstico se basa fundamentalmente en el cuadro clínico y en los antecedentes epidemiológicos.
La presencia de trismus, facies con “risa sardónica”, crisis tónicas y tonicoclónicas y las contracturas generalizadas, como asimismo el antecedente de una vacunación defectuosa, son datos muy importantes para efectuarlo.
El laboratorio no nos ayuda demasiado en el diagnóstico precoz del mismo, a no ser que se encuentre el Clostridium tetani a nivel de la puerta de entrada, lo que no es frecuente.

Estructura Antigénica: el Clostridium Tetani tiene 5 componentes con capacidad inmunogénica. El antígeno somático “O”, que es único y sirve para realizar diagnóstico por inmunofluorescencia. Mediante el antígeno “h” flagelar, podemos clasificar al bacilo en 10 serotipos. El antígeno esporal es termolábil igual al flagelar.

Pruebas de Laboratorio: A pesar de que el diagnóstico es principalmente clínico, la búsqueda del agente etiológico en el material extraído de la puerta de entrada debe realizarse siempre que sea posible. Los estudios generales de laboratorio sirven fundamentalmente para el seguimiento clínico del enfermo, debiendo efectuarse diariamente: hemograma, eritrosedimentación, ionograma plasmático y urinario, estudio de coagulación, creatininemia, azoemia, glucemia, estado ácido base, gasometría sanguínea, periódicamente deben realizarse electrocardiogramas y radiografías de tórax.
El diagnóstico diferencial debe realizarse principalmente con la tetania del recién nacido, la cual se caracteriza por presentar hipocalcemia, signo de Trousseau y suele faltar el trismus. La signo-sintomatología desaparece con la administración endovenosa de calcio.
También debe diferenciarse con el daño intracraneano obstétrico (manifestaciones nerviosas tempranas, presencia de parálisis oculógiras y ausencia de rigidez abdominal), sepsis neonatal y meningoencefalitis.

Tratamiento

Suero antitetánico y la sedación son la base del tratamiento de apoyo una vez que aparecen los síntomas. Sin tratamiento específico, más del 95% de los niños van a morir de tétanos neonatal. Incluso con el tratamiento específico, y dependiendo de la intensidad de la atención de apoyo, las tasas de mortalidad son todavía entre el 25% de 90%

Vacuna contra el tétanos
El tétanos se puede prevenir mediante el uso de toxoide tetánico (TT). El toxoide es una preparación inactivado con formaldehído de toxina químicamente inactivada, absorbida en sales de aluminio para aumentar su antigenicidad. TT es estable y puede soportar la exposición a temperatura ambiente durante meses y a 37 ° C durante unas pocas semanas sin una pérdida significativa de potencia. TT induce la formación de antitoxinas específicas, que neutralizan la toxina. El toxoide tetánico se usa de tres maneras:

  •  como un antígeno triple con toxoide diftérico y la vacuna contra la tos ferina (DTP adsorbida) para proporcionar inmunidad contra el tétanos básico para bebés (tres dosis a los 6,10 y 14 semanas),
  • como DT antígeno doble para niños de hasta 6 años. DT no debe administrarse más allá del sexto año y deben ser reemplazados con Td (con contenido reducido de difteria),
  • como un solo antígeno para inmunizar a las mujeres embarazadas y mujeres en edad reproductiva con el fin de prevenir el tétanos en los recién nacidos. Tras la administración de TT (en cualquier forma) a la madre, los anticuerpos pasan al feto a través de la placenta para proporcionar protección contra el tétanos neonatal.

Prevención

Dada la alta tasa de mortalidad, a pesar de aumentar la cobertura en muchos países las mujeres en edad fértil con al menos 2 dosis de toxoide tetánico, el tétanos neonatal sigue siendo un importante problema mundial de salud pública, con un estimado de 500.000 casos siguen ocurriendo todos los años. El tétanos neonatal sigue siendo grave, ya que las poblaciones con mayor riesgo de tétanos neonatal tienden a vivir en áreas rurales y tienen peor acceso a la atención sanitaria y el registro de nacimientos.
Para proteger al recién nacido, las mujeres deben recibir al menos dos dosis de vacuna de toxoide del tétanos por lo menos cuatro semanas de separación, con la última dosis por lo menos 2 semanas antes del parto. Además, las prácticas de limpieza se debe utilizar durante el parto y el cuidado del cordón umbilical del recién nacido. El programa óptimo para proteger a los recién nacidos contra el tétanos neonatal mediante la inmunización de las madres depende de la historia de inmunización en las mujeres. Cuando la mayoría de las mujeres en edad fértil que no han sido previamente inmunizados con TT en su infancia o en la adolescencia, la implementación de un TT de cinco dosis horario para las mujeres en edad fértil es de suma importancia. Cada país debe definir el grupo de edad que se incluirán en la “edad fértil” categoría (por ejemplo, 15-44 años, 15-35 años, etc) de acuerdo con los patrones de fecundidad locales y los recursos disponibles. En la práctica, este esquema también se utilizará en las zonas donde hay poca o ninguna documentación de la inmunización contra el tétanos pasado con vacunas que contienen, aunque algunas mujeres tienen más probabilidades de haber recibido alguna dosis en la infancia.
años. Cuarta y quinta dosis de TT se dan más adelante para prolongar la duración de la inmunidad de los años 10 y 20, respectivamente.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Mastitis

Mastitis

La mastitis es una infección de los tejidos de la mama que se produce con mayor frecuencia durante el tiempo de la lactancia materna . Esta infección causa dolor , hinchazón, enrojecimiento y aumento de la temperatura de la mama. Esto puede ocurrir cuando las bacterias de la boca del bebé, introduce a través de una grieta del pezón al conducto de la leche. Esto causa una infección dolorosa y la inflamación de la mama.
La Infección de la mama ocurre con más frecuencia de uno a tres meses después del nacimiento del bebé, pero puede ocurrir en mujeres que todavía no han dado a luz , así como en mujeres después de la menopausia. Otras causas de infección son mastitis crónicas y una rara forma de cáncer llamada carcinoma inflamatoria .

Causas

La mastitis (inflamación del tejido mamario) es un problema benigno que causa una masa en la mama. Se presenta con frecuencia en las mujeres después del parto durante la lactancia. Estas masas son a menudo muy dolorosas. Las mujeres que no están amamantando también pueden desarrollar mastitis. En las mujeres sanas, la mastitis es rara. Sin embargo, las mujeres con diabetes, SIDA, o una alteración del sistema inmune pueden ser más susceptibles al desarrollo de la mastitis.

  • Las bacterias que se encuentran normalmente en la boca del bebé o en el pezón puede entrar en los conductos de la leche a través de pequeñas grietas en la piel del pezón y se multiplican rápidamente en la leche materna . Esto puede conducir a un área superficial pequeña de la inflamación (con frecuencia de bacterias estreptocócicas) o una más profunda amurallada infección o absceso (frecuencia de bacterias estafilocócicas).
  • Elevaciones leves de temperatura (anteriormente denominada leche de fiebre ) acompañado por o dolor en el pezón o el seno es generalmente secundaria a la congestión y la deshidratación de inmediato (24-72 horas) después del parto y es tratada mediante la técnica de la lactancia materna mejorada. La temperatura del cuerpo no debe estar por encima de 39 ° C (102,2 ° F), ni la fiebre debe persistir por más de 4-16 horas. Esta condición también puede ocurrir en mujeres que no están amamantando y que no suprime por completo la lactancia todavía. 
  • Alrededor de un tres por ciento de las madres que amamantan, desarrollan mastitis, por lo general, dentro de las primeras semanas después del parto. La mayoría de las infecciones de mama se producen en el primer o segundo mes después del parto o en el momento del destete. Por lo general, la infección es sólo en un seno. La congestión y el vaciado incompleto de mama pueden contribuir al problema y hacer que los síntomas empeoren. 
  • La Mastitis crónica ocurre en mujeres que no están amamantando. En mujeres posmenopáusicas, las infecciones del pecho pueden estar asociadas con la inflamación crónica de los conductos debajo del pezón. Los cambios hormonales en el cuerpo pueden causar que los conductos de la leche se tapen con las células muertas de la piel. Estos conductos obstruidos hacen que el pecho sea más propenso a la infección de bacterias. Este tipo de infección tiende a reaparecer después del tratamiento con antibióticos .

Síntomas

Infecciones: Las infecciones mamarias pueden causar dolor, enrojecimiento y calor de la mama junto con los siguientes síntomas:
• Sensibilidad e hinchazón
• Dolores en el cuerpo
• Fatiga
• Pecho congestionado
• Fiebre y escalofríos
• Temblor o sacudidas

Absceso: A veces un absceso mamario puede complicar la mastitis. Masas inofensivas, no cancerosas tales como abscesos suelen ser más sensibles y con frecuencia se sienten bajo la piel. El borde de la masa es generalmente regular y bien definido. Los indicios de que esta infección sea más grave incluyen los siguientes:

  • Tener bulto en la mama que no disminuye después de amamantar a un recién nacido (Si el absceso es profundo en el pecho, usted no puede ser capaz de sentirlo). La masa puede ser desplazable y / o compresible.
  • Secreción de pus en el pezón 
  • Fiebre persistente y no mejoría de los síntomas al cabo de 48-72 horas de tratamiento

Diagnóstico

El diagnóstico de la mastitis y el absceso mamario por lo general se puede hacer sobre la base de un examen físico.

  • Si no está claro, si una masa es debido a un absceso lleno de líquido o una masa sólida tal como un tumor, se puede realizar un ultrasonido. Una ecografía también puede ser útil para distinguir entre mastitis y abscesos simples o en el diagnóstico de un absceso profundo en el pecho. Esta prueba no invasiva permite al médico visualizar directamente el absceso mediante la colocación de una sonda de ultrasonido por encima de su pecho. Si un absceso se confirma, la aspiración o drenaje quirúrgico y antibióticos por vía intravenosa se requieren a menudo.
  • Los cultivos pueden ser tomados, ya sea de la leche materna o del material aspirado (tomada a través de una jeringa ) a partir de un absceso, para determinar el tipo de microorganismo que provoca la infección. Esta información puede ayudar a su médico a decidir qué tipo de antibiótico a utilizar. 

Tratamiento

Las infecciones mamarias requieren tratamiento de un especialista de la salud.
Después de ver un médico, intente lo siguiente para ayudar a sanar la infección en los senos:

  • Medicamentos para el dolor: Tome acetaminofeno (como Tylenol) o ibuprofeno (como Advil) para el dolor. Estos medicamentos son seguros durante la lactancia materna y no dañará a su bebé
  • La alimentación frecuente: No deje de amamantar en el pecho afectado, a pesar de ser doloroso. El vaciamiento frecuente de la mama evita la congestión y los conductos obstruidos que sólo pueden empeorar la mastitis. 
  • Si es necesario, puede utilizar un sacaleches para vaciar completamente la mama. 
  • La infección no dañará al bebé porque los gérmenes que causaron la infección probablemente vino de la boca del bebé en primer lugar. Una alternativa a esto es la de bombear la mama afectada para aliviar y descartar la leche. Amamantar desde el lado no afectado y el suplemento con fórmula infantil , según sea necesario.
  • El alivio del dolor: compresas calientes aplicando antes y después de las comidas a menudo pueden proporcionar algún alivio. Un baño caliente puede disminuir el dolor. 
  • Si el calor es ineficaz, bolsas de hielo aplicadas después de las comidas puede brindar algún consuelo y alivio. 
  • Evite el uso de bolsas de hielo justo antes de la lactancia materna, ya que puede reducir la velocidad de flujo de leche. 
  • Beba mucha agua, por lo menos 10 vasos al día. Consuma comidas bien balanceadas y añadir 500 calorías adicionales al día durante la lactancia. La deshidratación y la mala nutrición puede disminuir la producción de leche y la harán sentir peor. 
  • Para mastitis simple sin absceso, los antibióticos orales se prescriben. Cefalexina (Keflex) y dicloxacilina (Dycill) son dos de los antibióticos más comunes elegidos, sino una serie de otros están disponibles. eritromicina puede usarse si la mujer es alérgica a los antibióticos. El antibiótico prescrito dependerá de la situación clínica, la preferencia de su médico y sus alergias a medicamentos, si los hubiere. Este medicamento es seguro para usar durante la lactancia y no dañará al bebé. 
  • Mastitis crónica en las mujeres que no están amamantando puede ser complicada; recurrentes episodios de mastitis son comunes. En ocasiones, este tipo de infección no responde bien a los antibióticos, por lo tanto, un seguimiento estrecho con su médico es obligatorio. 
  • Si la infección empeora a pesar de antibióticos por vía oral o si usted tiene un absceso profundo que requiere tratamiento quirúrgico, puede ser admitido en el hospital para tratamiento de antibióticos intravenosos.

Prevención

A veces la mastitis es inevitable. Algunas mujeres son más susceptibles que otras, especialmente aquellas que están amamantando por primera vez. En general, los buenos hábitos para prevenir la mastitis incluyen los siguientes:

  • Amamantar por igual en ambos senos.
  • Pechos vacíos completamente para evitar la congestión y los conductos bloqueados. 
  • Utilice buenas técnicas de amamantamiento para prevenir los pezones adoloridos y agrietados. 
  • Evitar la deshidratación bebiendo suficiente líquido. 
  • Práctica cuidadosa de higiene : lavado de manos, limpieza de los pezones, mantener a su bebé limpio.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Sindactilia

Sindactilia

La Sindactilia es una condición en la que dos o más dedos de las manos o de los pies se encuentran palmeados o unidos.

Hay cuatro tipos:

  1. Sindactilia incompleta, se refiere a la conexión entre las falanges adyacentes que implican sólo una pequeña parte de los dedos afectados.
  2. Sindactilia completa se refiere a los dedos que están unidos por completo desde la unión a la palma de la mano hasta la punta del dedo.
  1. Sindactilia simple, están unidos los dedos por la piel y tejidos blandos solamente. 
  2. Sindactilia compleja se refiere a los dedos en los que los huesos subyacentes también están unidos. Se cree que la Sindactilia es una de las enfermedades congénitas más comunes que ocurren en las extremidades del cuerpo (pies, manos, etc.)

La enfermedad se da en unas 2500 personas anualmente. En general la enfermedad es más usual en hombres que en mujeres y en los hombres de raza blanca más que los de cualquier otra etnia.

Causas

Las causas principales de la Sindactilia son el Síndrome de Down y la ya mencionada Sindactilia hereditaria. Dependiendo de lo avanzado de la enfermedad el paciente puede padecer un grado de Sindactilia u otro.
Asociada a la Sindactilia podemos encontrar otras patologías que pueden ser causantes de la enfermedad, entre ellas podemos encontrar:
• Síndrome de Apert
• Síndrome de Smith-Lemli-Optiz
• Síndrome de Cornelia Lange
• Síndrome de Pfieffer
Otra de las causas que pueden tener como consecuencia es el uso inadecuado durante el embarazo de medicamentos que pueden tener un efecto negativo sobre el feto. Se asocia con este tipo de deterioros genéticos la hidantoína.

A pesar de sus múltiples variantes y localizaciones y sin afectar a demasiadas personas tiene causas que suelen estar asociadas a otras enfermedades. Es poco usual que un paciente presente sólo la Sindactilia, sino que la enfermedad es consecuencia secundaria de otra patología.
Por lo general las patologías que pueden acarrear como consecuencia la Sindactilia suelen ser enfermedades genéticas o hereditarias. Si un paciente padece la enfermedad y no presenta enfermedades cromosómicas o neuronales asociadas, es debido a una herencia genética, es decir que algún miembro de su familia padece una de estas enfermedades.

Síntomas

Como ya lo mencionamos, las conexiones membranosas o fusión de los dos dedos generalmente van hasta la primera articulación del dedo del pie o de la mano, aunque se pueden extender a lo largo de dichos dedos.
La sindactilia puede ser una manifestación aislada o puede encontrarse asociada a síndromes como el de Apert, Poland o Carpenter y otros. El síndrome de Constricción por Bandas Amnióticas puede estar asociado a la sindactilia pero la causa es totalmente diferente.
En su forma más común, se observa la fusión del segundo y tercer dedo del pie o de la mano

Diagnóstico

En los niños con Sindactilia, el cirujano debe determinar si la fusión implica el tejido muscular y los vasos sanguíneos. Algunos niños con Sindactilia también pueden tener problemas cardiacos o del corazón, por lo tanto, un electrocardiograma (ECG) se puede solicitar para evaluar la función del corazón.
Se pueden hacer los siguientes exámenes:

  • Estudios cromosómicos
  • Exámenes de laboratorio para analizar ciertas proteínas (enzimas) y problemas metabólicos
  • Radiografías

Un cirujano ortopédico puede llevar a cabo una cirugía para separar los dedos de las manos o de los pies conectados.

Tratamiento

La Sindactilia es tratada quirúrgicamente para separar las falanges que están unidas. En la mayoría de los casos, puede ser necesario un injerto de piel tomado del mismo brazo o de la ingle del paciente para proporcionar una cobertura adecuada para la piel de los dedos que se acaban de someter a la cirugía.
Los dedos de diferente longitud se separan primero para permitir el crecimiento normal y progresivo de manera natural y evitar que se puedan deformar o deteriorar su crecimiento. Estos procedimientos se realizan normalmente entre el sexto y mes y XVIII de la vida.

En general, sólo un lado de un dedo se separa en cada operación para evitar complicaciones con el suministro de sangre del dedo afectado. Por esta razón, los pacientes con varios dedos con la enfermedad a menudo requieren más de un procedimiento quirúrgico. En raras ocasiones las intervenciones quirúrgicas pueden suponer problemas funcionales o estéticos, la cirugía puede no ser necesaria.

Prevención

No existe una prevención conocida para la polidactilia y sindactilia.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Craneosinostosis

Craneosinostosis

Es una condición en la que una o más suturas de los fibrosos en el cráneo de un bebé prematuro fusionan por la osificación, cambiando así el patrón de crecimiento del cráneo. Debido a que el cráneo no puede expandirse perpendicular a la sutura fusionada, se compensa por crecer más en la dirección paralela a las suturas cerradas. A veces, el patrón de crecimiento resultante proporciona el espacio necesario para el cerebro en desarrollo, pero los resultados suelen ser una forma anormal de la cabeza y rasgos faciales anormales.

Hay dos tipos de craneosinostosis:

Craneosinostosis Primaria. una o más suturas craneales se convierte en fusión rígida, los huesos de conexión y la capacidad inhiben el cerebro para crecer normalmente.

Craneosinostosis Secundaria. El cerebro deja de crecer, por lo general debido a un síndrome hereditario subyacente, lo que hace que las suturas se fusionen prematuramente.

Los tipos más comunes de craneosinostosis son:

  • Sinostosis sagital (escafocefalia). Fusión prematura de la sutura en la parte superior de la cabeza (sutura sagital), la cabeza crece larga y estrecha, en lugar de ancho. es el tipo más común de craneosinostosis.
  • Sinostosis coronal (anterior plagiocefalia) la fusión prematura de la sutura coronal una -. Una de las estructuras que se extienden desde cada oído a la sutura sagital en la parte superior de la cabeza – puede obligar a la frente de su bebé se aplane en el lado afectado. También puede elevar la órbita del ojo y causar una nariz desviada y el cráneo inclinado. 
  • Sinostosis Bicoronal (braquicefalia). Cuando ambas suturas coronales fusionan prematuramente, su bebé puede tener una frente plana, elevado y la frente. 

Dos tipos menos comunes de craneosinostosis son:

Sinostosis metópica (trigonocefalia). La sutura metópica se extiende desde la nariz del bebé a la sutura sagital. Fusión prematura da el cuero cabelludo una apariencia triangular.

sinostosis Lambdoid (plagiocefalia posterior). Esta forma rara de craneosinostosis consiste esta sutura, que se ejecuta a través del cráneo en la parte trasera de la cabeza. Puede causar aplanamiento de la cabeza del bebé en el lado afectado.

Una cabeza deforme no siempre indica craneosinostosis. Por ejemplo, si la parte posterior de la cabeza del bebé aparece aplanada, podría ser el resultado de dormir de su bebé en su espalda.

Causas

La causa de la craneosinostosis es desconocida; sin embargo, hay un componente hereditario de la craneosinostosis cuando ocurre con ciertos síndromes genéticos, como el síndrome de Apert y el síndrome de Crouzon. Además de las cabezas deformes, los niños con síndromes genéticos pueden tener convulsiones, ceguera, retraso en el desarrollo y retraso mental.

Diagnóstico

El diagnóstico de craneosinostosis puede incluir:

Un examen físico. Su médico palpará la cabeza del bebé para detectar anomalías tales como crestas de sutura, y buscar deformidades faciales.

Los estudios de imagen. Radiografías o una tomografía computarizada (TC)  mostrará si las suturas se han fusionado. Las suturas fusionadas son identificables por su aparente ausencia, porque son invisibles una vez fusionados, y por el reborde de la línea de sutura.

Las pruebas genéticas. Si su médico sospecha cráneo deforme de l bebé es causado por un síndrome hereditario subyacente, las pruebas genéticas pueden ayudar a identificar el síndrome. Las pruebas genéticas por lo general requieren una muestra de sangre. Dependiendo de qué tipo de anormalidad se sospecha, el médico puede tomar una muestra de tu bebé es un tejido de pelo, de la piel o de otro tipo, como las células de la parte interna de la mejilla. La muestra se envía a un laboratorio para su análisis.

Síntomas

El cráneo de bebé tiene siete huesos. Normalmente, estos huesos no se fusionan hasta alrededor de los 2 años, dando tiempo a que el cerebro crezca. Las articulaciones llamadas suturas craneales, hechos de tejido fuerte y fibroso, mantienen estos huesos. En la parte frontal del cráneo de su bebé, las suturas se cruzan en la parte blanda (fontanela) en la parte superior de la cabeza del bebé. Normalmente, las suturas son flexibles hasta que el fusible huesos.

Signos de craneosinostosis:
• Cráneo deforme.
• Sensación de desaparecer “punto blando” (fontanela) en el cráneo del bebé
• Crecimiento lento de la cabeza del bebé
• Desarrollo de un elevado a lo largo de las suturas afectadas
• Aumento de la presión dentro del cráneo (presión intracraneal)
Los síntomas de la craneosinostosis pueden no ser evidentes en el nacimiento, pero se pondrán de manifiesto durante los primeros meses de vida del bebé.

Tratamiento

Los casos leves de craneosinostosis (los que implican una sola sutura y sin síndrome subyacente) pueden no requerir tratamiento. Las anormalidades del cráneo pueden ser menos evidentes, como el crecimiento del bebé y desarrolla cabello. El médico podría recomendar un casco craneal para ayudar a cambiar la forma de la cabeza.

Cirugía
Para la mayoría de los bebés, sin embargo, la cirugía es el tratamiento principal para la craneosinostosis. El tipo y el momento de la cirugía dependen del tipo de craneosinostosis y si hay un síndrome subyacente.
El propósito de la cirugía es aliviar la presión sobre el cerebro, crear espacio para que el cerebro crezca normalmente y mejorar la apariencia del bebé. Un equipo que incluye un especialista en cirugía de cabeza y cara (cirujano craneofacial) y un especialista en cirugía cerebral (neurocirujano) a menudo lleva a cabo el procedimiento.
• La cirugía tradicional.
• La cirugía endoscópica.
Si el bebé tiene un síndrome subyacente, el médico puede recomendar visitas regulares de seguimiento después de la cirugía para controlar el crecimiento de la cabeza y controlar la presión intracraneal. El crecimiento de la cabeza se monitoriza de forma rutinaria en las visitas de niño sano.
La Craneosinostosis no tratada conduce a la deformidad craneal significativa. Si sólo hay una sutura involucrada, es probable que no haya ninguna interferencia con la función cerebral. Si hay más de una sutura implicada, el funcionamiento del cerebro puede verse afectado.

Prevención

No existe una prevención conocida para la craneosinostosis. Evitar fumar y un cambio de actitudes puede disminuir el riesgo de algunas formas de esta enfermedad. Una pareja con una historia familiar de trastornos congénitos pueden encontrar asesoramiento genético útil.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 3.0/5 (2 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: +1 (from 1 vote)

Hidrocefalia

Hidrocefalia

La hidrocefalia puede definirse ampliamente como una perturbación de la formación, el flujo  o la absorción de líquido cefalorraquídeo (LCR) que conduce a un aumento en el volumen ocupado por este líquido en el SNC.  Esta condición también podría denominarse un trastorno hidrodinámico de LCR .Hidrocefalia aguda se produce durante días, hidrocefalia subaguda ocurre durante semanas, y la hidrocefalia crónica ocurre durante meses o años. Las condiciones tales como la atrofia cerebral y las lesiones focales destructivas también conducen a un aumento anormal de líquido cefalorraquídeo en el sistema nervioso central.

Causas

Es causada por la sobreproducción de líquido cefalorraquídeo (rara vez), defectos de absorción de LCR (más frecuente), o la insuficiencia venosa de drenaje (a veces).
La hidrocefalia comunicante ocurre cuando se produce la plena comunicación entre los ventrículos y el espacio subaracnoideo.

Diagnóstico

La hidrocefalia se diagnostica mediante una evaluación neurológica clínica y mediante el uso de técnicas de imágenes craneales, como la ecografía, la tomografía computarizada (TC), resonancia magnética (MRI), o las técnicas de control de la presión. Un médico selecciona la herramienta apropiada de diagnóstico basado en la edad del paciente, la presentación clínica y la presencia de anormalidades conocidas o sospechadas del cerebro o la médula espinal.

Síntomas

Los síntomas de la hidrocefalia no tratada son variables.
  1. Durante el embarazo, el ultrasonido de rutina puede detectar el agrandamiento de los ventrículos (espacios) en el cerebro del bebé.
  2. En los niños los síntomas suelen estar relacionados con la presión alta y pueden incluir náuseas, vómitos, dolor de cabeza y problemas visuales.
  3. En los adultos jóvenes y de mediana edad los síntomas abarcan toda la gama de los que se observan en los niños y en adultos mayores y con mayor frecuencia son mareos y problemas de visión.
  4. En los adultos mayores con NPH los síntomas son más propensos a  la pérdida de la función en tres áreas principales: el caminar, el pensamiento y el control de la vejiga.

Tratamiento

La hidrocefalia se trata generalmente con la colocación quirúrgica de un sistema de derivación. Este sistema desvía el flujo del LCR de un sitio dentro del sistema nervioso central (SNC) a otra área del cuerpo donde pueda ser absorbido como parte del proceso circulatorio.
Una derivación es un tubo de silastic flexible pero resistente. Esto consiste en la insertación de  un catéter y una válvula. Un extremo del catéter se coloca en el sistema nervioso central – la mayoría por lo general dentro de un ventrículo en el interior del cerebro, pero también, potencialmente, dentro de un quiste o en un lugar cercano a la médula espinal. El otro extremo del catéter se coloca normalmente dentro de la cavidad peritoneal (abdominal) cavidad, pero también puede colocarse en otros sitios dentro del cuerpo, tales como una cámara del corazón o una cavidad en el pulmón donde el LCR puede drenar y ser absorbido. Una válvula situada a lo largo del catéter mantiene un flujo unidireccional y regula la velocidad de flujo del LCR.
Un número limitado de pacientes se pueden tratar con un procedimiento alternativo llamado tercera ventriculostomía. En este procedimiento, un neuroendoscopio (una cámara pequeña diseñada para visualizar pequeños y difíciles de llegar a las áreas quirúrgicas),  le permite al médico ver la superficie ventricular utilizando la tecnología de fibra óptica. El endoscopio se introduce en su posición de modo que un pequeño agujero se puede hacer en el piso del tercer ventrículo, permitiendo  el CSF para evitar la obstrucción y fluir hacia el lugar de reabsorción alrededor de la superficie del cerebro.

Prevención

La hidrocefalia no es una enfermedad prevenible. Sin embargo, hay maneras de reducir el riesgo de hidrocefalia:
  • Si está embarazada, consiga atención prenatal regular. Siguiendo el programa recomendado por su médico.  Si se chequea durante el embarazo,  puede reducir el riesgo de parto prematuro, lo que coloca a su bebé en riesgo de hidrocefalia y otras complicaciones.
La prevención y el tratamiento inmediato de las infecciones y otras enfermedades asociadas con la hidrocefalia pueden reducir su riesgo.
Para evitar lesiones en la cabeza:
  • Use equipo de seguridad apropiado.
  • Asegúrese de que todos los equipos de tu bebé – cuna, cochecito, columpio, silla de comer cumplan  con todas las normas de seguridad y que estén correctamente ajustados por el tamaño de su bebé y el desarrollo.
  • Los niños y los adultos deben usar un casco al montar en bicicleta, patineta, motocicleta, moto de nieve o vehículo todo terreno.
  • Siempre use el cinturón de seguridad en un vehículo de motor. Los niños pequeños deben estar asegurados en asientos infantiles de seguridad o asientos elevados. Dependiendo de su tamaño, los niños mayores pueden ser sujetados correctamente con el cinturón de seguridad.
  • Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades recomiendan vacunación contra la meningitis para los niños pre-adolescentes y de los refuerzos para los adolescentes.
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 1.0/5 (1 vote cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Embarazo Ectópico

Embarazo Ectópico

Es un embarazo anormal que ocurre por fuera de la matriz (útero). El bebé (feto) no puede sobrevivir y, con frecuencia, no se desarrolla del todo en este tipo de embarazo.

Causas

El embarazo ectópico se origina por alguna obstrucción durante  el pasaje del óvulo fecundado hacia el útero, y esta obstrucción se puede dar por los siguientes motivos:
  • Infección en las tropas de Falopio, por cirugías o defectos congénitos.
  • El uso constante de dispositivos intrauterinos con progesterona y la fertilización in Vitro.
  • Infertilidad.
  • El uso de hormonas, ya sea como píldora anticonceptiva o por el uso de la píldora del día siguiente. El contenido de estrógenos y progesterona pueden interferir en el desplazamiento del óvulo y ocasionar un embarazo ectópico.
  • Enfermedades de transmisión sexual (ETS), estas pueden causar infección y cicatrización de la pelvis.

Diagnóstico

El momento ideal para el diagnóstico de embarazo ectópico es antes de que ocurra alguna complicación. Hoy en día este puede diagnosticarse antes de las 6 semanas de amenorrea. Deben recordarse los factores de riesgo.
Este padecimiento debe sospecharse en todas las mujeres en edad fértil que consulten por molestias abdominales. El embarazo normal no produce dolores.
La no existencia de amenorrea no es un indicador de la presencia de un embarazo ectópico, el dolor y la pérdida sanguínea son síntomas muy frecuentes, el tacto vaginal aparentemente normal no excluye la posibilidad del embarazo ectópico.
Pruebas de Valor Diagnóstico:
  1. Sub-unidad beta de la gonadotropina coriónica humana. La determinación se basa en el ensayo de inmunoabsorbencia ligada a enzimas (ELISA) que detecta concentraciones bajas de esta hormona en la orina y el suero. La gonadotropina que producen las células trofoblásticas en el embarazo normal se duplica cada dos días.
  2. Progesterona sérica. El nivel de progesterona sérica refleja la producción de progesterona en el cuerpo amarillo estimulado por un embarazo viable. Durante las primeras 8-10 semanas de gestación la producción de progesterona muestra pocos cambios, cuando fracasa el embarazo el nivel desciende. La dosificación de progesterona excluye este padecimiento con una sensibilidad del 97.5% cuando las concentraciones son mayores de 25ng/ml (mayor de 79.5 nmol/l). Un solo valor de progesterona menor de 5 ng/ml, en el 100% de los casos nos indica un aborto intrauterino o la presencia de un embarazo ectópico.
  3. Ultrasonografía (Abdominal y transvaginal) En ocasiones su diagnóstico es muy seguro pues detecta un saco con latidos, la ultrasonografía transvaginal es más confiable. Según Estudios realizados en EE UU se encontró que cuando el resultado de esta técnica fue indeterminado, el 24% de los pacientes tenían un embarazo ectópico. Por lo tanto la ultrasonografía solo no puede determinar los embarazos ectópicos y se requieren otras modalidades diagnósticas más.

Síntomas

A pesar de que los embarazos ectópicos son muy poco frecuentes, sus consecuencias son lo suficientemente graves como para que,  si sentimos alguno o varios de estos signos, acudamos de inmediato al especialista para que determine con certeza su causa y actúe en consecuencia. La detección temprana de el embarazo ectópico es fundamental para evitar complicaciones graves.
  • Dolores con cólicos y con sensibilidad extrema, sobre todo en la parte inferior del abdomen (inicialmente en uno de los lados). El dolor podría agravarse al evacuar o toser. Si se produjera una rotura de la trompa, el dolor sería muy agudo y constante durante un breve tiempo y se difundiría por toda la zona de la pelvis.
  • Se pueden presentar pérdidas vaginales de color pardo o ligeras hemorragias varios días o semanas antes que los dolores, aunque estas pérdidas no se darán si no hay rotura de la trompa.
  • Si la trompa de Falopio de rompe, aparte del dolor habría una hemorragia intensa.
  • Un alto porcentaje de mujeres con embarazo ectópico sufren náuseas y mareos, aunque este síntoma es difícil de diferenciar de los mareos matutinos.
  • Algunas mujeres sufren desvanecimientos o debilidad. Si la trompa se rompe, también son habituales el pulso rápido y débil y l apiel fría y húmeda.
  • Dolor de lumbago.
  • Algunas mujeres sienten dolor en los hombros.
  • Algunas mujeres sienten presión en el recto.
Algunos de estos síntomas pueden indicar un problema diferente al embarazo ectópico, por lo que en cualquier caso habrá de ser el especialista el que lo determine.

Tratamiento

Se pueden considerar 2 grandes grupos: el tratamiento médico y el tratamiento quirúrgico.
Si el médico cree que no existe riesgo de ruptura y el embrión es pequeño (menor de 4 centímetros), puede administrar a la mujer metotrexato, que sirve para detener el crecimiento celular; el embrión muere y es absorbido por el cuerpo en unas semanas.
Si la trompa de Falopio no se ha roto (normalmente el embarazo ectópico se diagnostica en las primeras ocho semanas, antes de que la trompa se rompa), también se puede extraer el embrión mediante laparotomía (cirugía para abrir y explorar el abdomen) o laparoscopia (es menos traumática para la paciente y requiere de una estancia menor en el hospital, por lo que suele ser la técnica elegida siempre que sea posible).
Si hay rotura y sangrado interno, la mujer puede presentar un shock hipovolémico acompañado de dolor abdominal agudo. En este caso la intervención quirúrgica es urgente para detener la pérdida de sangre, extirpar el embrión, y reparar los daños causados en los órganos afectados. En ocasiones, el médico tendrá que extraer también la trompa.

Prevención

Es probable que la mayoría de las formas de embarazos ectópicos que ocurren por fuera de las trompas de Falopio no sean prevenibles. Sin embargo, los embarazos tubáricos (el tipo más común de embarazo ectópico) pueden en algunos casos prevenirse, evitando aquellos trastornos que podrían ocasionar cicatrización en las trompas de Falopio. Lo siguiente puede reducir el riesgo de un embarazo tubárico.
  • Evitar los factores de riesgo de enfermedad inflamatoria pélvica (EIP) como la promiscuidad, las relaciones sexuales sin preservativos y las enfermedades de transmisión sexual (ETS)
  • Acude a la consulta médica con regularidad a la consulta médica que permita detectar con tiempo cualquier cambio, inflamación o enfermedad de transmisión sexual.
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 5.0/5 (1 vote cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: +1 (from 1 vote)

Preeclampsia o toxemia

Preeclampsia o toxemia

La preeclampsia o toxemia, es una enfermedad propia del embarazo. Se manifiesta por la presencia de hipertensión arterial, retención de líquidos (edemas) y proteína en la orina.
La preeclampsia se presenta en un pequeño porcentaje de embarazos (5 % al 8%). Suele aparecer después de la semana 20 de gestación (aunque en casos menos frecuentes puede aparecer antes).
Su progresión puede ser lenta o bien aparecer bruscamente al final del embarazo.
Dependiendo de las cifras de presión arterial y la pérdida de proteínas en la orina, la preeclampsia puede ser leve, moderada o severa.
La preeclampsia produce disminución de la llegada de alimentos y oxígeno al bebé, impidiendo un crecimiento intrauterino adecuado. Además favorece una disminución en el volumen de líquido amniótico, y en casos extremos puede ser causa de un desprendimiento prematuro de placenta, asociado a numerosos riesgos en la salud del bebé.

Causas

La causa exacta de la preeclampsia no se conoce. Las posibles causan abarcan:

  • Trastornos autoinmunitarios
  • Problemas vasculares
  • Su dieta
  • Sus genes

Los factores de riesgo abarcan:

  • Primer embarazo
  • Embarazos múltiples (gemelos o más)
  • Obesidad
  • Edad mayor a 35 años
  • Antecedentes de diabetes, hipertensión arterial o enfermedad renal

Diagnóstico

Para el diagnóstico de preeclampsia, tanto la hipertensión como la proteinuria deben estar presentes.

  • Presión arterial: Sistólica de 140 mm Hg o más, o diastólica de 90 mm Hg o más después de la semana 20 de gestación en una mujer con presión arterial previamente normal. Incremento de la presión sistólica > 30 mm Hg o incremento de la presión diastólica > 15 mm Hg en una paciente con hipertensión arterial crónica preexistente.
  • Proteinuria: 0,3 g o más de proteínas en orina de 24 horas (normalmente se corresponde con 1+ o más en una prueba de orina con dipstick)

Preeclampsia severa:

  • Presión arterial: Sistólica de 160 mm Hg o más, o diastólica de 110 mm Hg o más en 2 ocasiones separadas como mínimo por 6 horas con la paciente en reposo
  • Proteinuria: 5 g o más de proteínas en orina de 24 horas o 3+ o más en una prueba de orina con dipstick de 2 muestras de orina separadas por al menos 4 horas
  • Otras características: oliguria (menos de 500 Ml de orina en 24 horas), trastornos cerebrales o visuales, edema pulmonar o cianosis, dolor epigástrico o en el cuadrante superior derecho, alteración de la función hepática, trombocitopenia, retardo del crecimiento intrauterino

Síntomas

La preeclampsia puede aparecer de repente, por lo que es muy importante saber reconocer los síntomas. Llame a su doctor inmediatamente si nota hinchazón en la cara o alrededor de los ojos, o si las manos, los pies o los tobillos se le hinchan excesivamente o se le hinchan de repente.

La hinchazón excesiva se produce debido a la retención de líquidos, que además puede provocar un aumento rápido de peso. Por eso comuníquele también al médico si aumenta más de 4 libras (alrededor de 2 kg) en una semana. Sin embargo, tenga presente que no todas las mujeres que presentan hinchazón o rápido aumento de peso tienen preeclampsia.

Si tiene preeclampsia severa puede presentar otros síntomas. Llame a su doctor inmediatamente si tiene cualquiera de estos síntomas:

  • Dolor de cabeza fuerte o persistente
  • Alteraciones de la vista, como visión doble, borrosa, con puntos o destellos de luz; sensibilidad a la luz o pérdida temporal de la visión
  • Molestias fuertes o dolor al palpar la parte superior del abdomen
  • Náuseas o vómitos

Algunos síntomas de la preeclampsia, como hinchazón y aumento de peso, pueden parecer molestias normales del embarazo. Es por eso que podría no saber que tiene preeclampsia hasta que se la detecten en una visita prenatal de rutina. Ésta es una de las razones por las que es tan importante asistir a las visitas prenatales.

Tratamiento

Si el bebé está lo suficientemente desarrollado (por lo regular 37 semanas o después), es posible que el médico necesite sacarlo para que la preeclampsia no empeore. Usted puede recibir diferentes tratamientos para ayudar a inducir el parto o puede ser necesaria una cesárea.

Si el bebé no está totalmente desarrollado y usted tiene preeclampsia leve, la enfermedad con frecuencia puede manejarse en casa hasta que su bebé tenga una buena probabilidad de sobrevivir después del parto. El médico probablemente recomendará lo siguiente:

  • Descansar en cama en la casa, acostándose sobre el lado izquierdo la mayor parte o todo el tiempo
  • Tomar vasos de agua extra al día y consumir menos sal
  • Asistir a controles con el médico con más frecuencia para verificar que usted y su bebé estén evolucionando bien
  • Tomar medicamentos para bajar la presión arterial (en algunos casos)

Inmediatamente llame al médico si aumenta de peso o tiene nuevos síntomas.

En algunos casos, una mujer embarazada con preeclampsia es hospitalizada, de manera que el equipo médico pueda vigilar de cerca al bebé y a la madre.

El tratamiento puede involucrar:

  • Medicamentos administrados por vía intravenosa para controlar la presión arterial, al igual que prevenir convulsiones y otras complicaciones
  • Inyecciones de esteroides (después de 24 semanas) para ayudar a acelerar el desarrollo de los pulmones del bebé

Usted y su médico continuarán hablando sobre el momento más seguro para dar a luz al bebé, considerando:

  • Cuán cerca está usted de la fecha probable de parto. Cuanto más avanzada esté usted en el embarazo antes de dar a luz, mejor será para su bebé.
  • La gravedad. La preeclampsia tiene muchas complicaciones graves que pueden causarle daño a la madre.
  • Qué tan bien esté evolucionando el bebé en el útero.

Es necesario sacar al bebé si usted tiene signos de preeclampsia severa, lo cual incluye:

  • Exámenes (ecografía, perfil biofísico) que muestren que su bebé no está creciendo bien o no está recibiendo suficiente sangre y oxígeno
  • Se confirma que el número inferior de la presión arterial de la madre está por encima de 110 mmHg o es mayor a 100 mmHg de forma constante durante un período de más de 24 horas
  • Pruebas de la función hepática anormales
  • Dolores de cabeza intensos
  • Dolor en el área ventral (abdomen)
  • Eclampsia
  • Líquido en los pulmones de la madre (edema pulmonar)
  • Síndrome HELLP
  • Conteo plaquetario bajo (trombocitopenia)
  • Disminución en la función renal (cantidad baja de orina, gran cantidad de proteína en la orina, aumento en el nivel de creatinina en la sangre)

Prevención

Las principales recomendaciones para prevenir la preeclampsia es llevar una vida saludable donde se cuide especialmente la dieta:

  • Reduzca la sal en la comida
  • Evitar las frituras
  • Descansar lo suficiente
  • Realizar ejercicio moderado
  • Evitar el alcohol y la cafeína
  • Vigilar el peso
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

El Sida Infantil

El sida infantil

Los niños infectados de VIH tienen más dificultades que los adultos para mantenerse bien, pues el virus tiende a ser más agresivo en los pequeños, llevando con más rapidez a la disfunción inmunitaria que es el sida y a la muerte.

Causas

Vía horizontal: que se produce a través de la sangre o productos relacionados a la sangre. Por ejemplo: casos de niños con hemofilia y transfusiones de sangre contaminadas con VIH.
Vía vertical: Es la transmisión madre – hijo responsable de un 80-90 % de los casos de SIDA en niños y puede producirse a 3 niveles.
  • Transmisión prenatal: el VIH es capaz de atravesar la placenta e infectar al feto. Esto puede suceder a partir de la 8va semana de gestación.
  • Transmisión perinatal: el recién nacido es capaz de infectarse al final de la gestación y en el parto. El mecanismo de infección parece ser a través de las secreciones vaginales o sangre de la madre infectada. Por lo cual está indicado en la actualidad, la cesárea electiva en caso de madre infectada.
  • Transmisión Postnatal: el VIH es capaz de excretarse a través de la leche materna e infectar al niño. Por lo que está contraindicada la lactancia materna en mujeres infectadas.

Diagnóstico

Actualmente, el diagnóstico del VIH en los niños más pequeños necesita un complicado test basado en técnicas moleculares que detectan el ADN viral que requiere transportar las muestras de sangre a laboratorios de referencia, lo cual se traduce en que la inmensa mayoría de los niños seropositivos en los países pobres no tiene acceso al diagnóstico. Esta situación es especialmente preocupante en niños que han nacido con el virus, ya que la mitad de ellos morirá antes de cumplir los dos años si no recibe tratamiento.

Síntomas

Los bebes que han sido infectados con el virus del VIH durante el periodo de gestación parecen normales al momento de nacer, sin embargo el 15% de los bebes que no son tratados a tiempo desarrollan síntomas graves  y mueren antes del primer año de vida.
Los bebes de mujeres infectadas con el VIH deben someterse a las pruebas para detectar el virus dentro de las 48 horas de nacimiento. Muchos de los bebes infectados  con el VIH no experimentan síntomas graves la mayor parte del tiempo.
Según cifras estadísticas, antes de los tratamientos combinados con fármacos, aproximadamente la mitad de los niños infectados con VIH morían ante de los 9 años, sin embargo hoy en día, más del 95% de los niños tratados logran vivir hasta los 16 años como mínimo.
Los niños con el virus del VIH están más predispuestos a las bacterias comunes pero un diagnostico temprano del SIDA y un tratamiento adecuado ayuda a reducir las gravedad de algunas infecciones. Entre estas infecciones están la neumonía, que generalmente suele ser la principal causa de muerte en los bebes que tienen esta enfermedad.
Los bebes que están infectados con el VIH, deben recibir las mismas vacunas que cualquier niño e incluso algunas más. Sin embargo, a los niños que tienen síntomas graves del sida, se les debe evitar aplicar la vacuna contra la varicela.
La vacuna contra la gripe si deben recibirla cada año, y la vacuna neumocócica durante el primer año de vida.

Tratamiento

La infección por VIH/SIDA, en el caso de los niños, es una enfermedad tratable, si se tiene como objetivo primordial mejorar la calidad de vida de los enfermos. En estos pacientes se requieren los cuidados que se tienen con un niño normal, en lo que se refiere a las consultas para vigilar el crecimiento y desarrollo, así como el esquema de vacunación.
Los niños infectados, deben recibir un tratamiento desde el inicio de los síntomas, para que el promedio de vida se alargue de 7 a 8 años. El promedio de vida de un niño infectado con el VIH/SIDA depende de la respuesta de cada organismo.
El grado de progresión de la enfermedad está directamente relacionado con la gravedad de la enfermedad materna al momento del parto. El tratamiento de los pacientes con infección por VIH debe de ser multidisciplinario, con participación de diversos profesionales de la salud como médicos, enfermeras, trabajadoras sociales, psicólogos y nutriólogos entre otros.
Dado el síndrome de desgaste con el que cursan y las infecciones de repetición, incluyendo la diarrea persistente, es muy importante el apoyo nutricional.
Otro aspecto importante es el esquema de vacunación. Los niños con infección por VIH/SIDA deben de recibir todas las vacunas que tendría un niño no

Prevención

La prevención primaria del SIDA infantil se puede realizar en las siguientes etapas:
1. Etapa preconcepcional.
Pasa necesariamente por evitar la infección materna mediante medidas generales de protección y específicamente en las relaciones sexuales durante el embarazo, para lo cual el preservativo sigue siendo un método eficaz.
En el caso de la mujer infectada la prevención primaria en esta etapa consiste en la prevención del embarazo mediante los métodos anticonceptivos. Toda mujer infectada debe tener acceso a la información sobre los riesgos de transmisión a su hijo en caso de quedar embarazada, así como de las posibles complicaciones que pueden surgir durante el embarazo por el desarrollo de su enfermedad y debe ser asesorada sobre la posible interrupción voluntaria del embarazo.
2. Etapa de embarazo.
En esta etapa la prevención va encaminada a evitar la transmisión materno-fetal durante el embarazo. Las medidas de prevención durante esta etapa sería:
  • Detección sistemática de anticuerpos anti-VIH en todas las mujeres embarazadas, lo cual sigue siendo un tema polémico.
  • Aborto terapéutico antes de las 22 semanas de gestación.
  • Disminuir la carga viral de la embarazada con tratamiento con Zidovurina desde la semana 26 hasta el final del embarazo.
3. Etapa del parto.
• Evitar la aplicación de medios invasivos
• En cuanto a la realización de cesárea programada para disminuir las tasas de transmisión no existen todavía datos suficientes para recomendar su realización sistemática
• Administración de zidovurina intravenosa durante el parto.
4.  Etapa de puerperio y lactancia.
• La OMS recomienda que en los países desarrollados se evite la lactancia materna en mujeres VIH (+), en cambio en países en vías de desarrollo será imperativo asegurar la lactancia materna, aún en madres VIH (+) o afectadas de SIDA, puesto que el riesgo de suprimirla es superior para la supervivencia del niño que el riesgo de transmisión del VIH.
• Administración de zidovudina al recién nacido durante 6 semanas
La administración de zidovudina a la embarazada, durante el parto y al recién nacido consigue disminuir la tasa de transmisión vertical de forma significativa lo cual actualmente supone una gran esperanza.
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)