Archivo de la etiqueta: andrógenos

Hirsutismo

Hirsutismo

Es una condición de crecimiento no deseado, cabello de patrón masculino en la mujer. Hirsutismo resultados en cantidades excesivas de vello grueso y pigmentado en las zonas del cuerpo donde los hombres suelen crecer el cabello (cara, pecho y espalda) o que ocurre más grueso de lo habitual en las extremidades. El hirsutismo es muy común.
La cantidad de vello corporal que tiene cada individuo es en gran parte determinado por su composición genética. El hirsutismo puede surgir de exceso de hormonas masculinas llamadas andrógenos, principalmente testosterona o puede ser debido a un rasgo étnico o familiar.

Causas

Puede ser causado por un aumento del nivel de andrógenos (hormonas masculinas) o una hipersensibilidad de los folículos pilosos a los andrógenos. Las hormonas masculinas, como la testosterona estimulan el crecimiento del cabello, aumentan el tamaño e intensifican el crecimiento y la pigmentación del pelo. Otros síntomas asociados con un alto nivel de hormonas masculinas incluyen acné, engrosamiento de la voz y la masa muscular.
La creciente evidencia implica altos niveles circulantes de insulina en las mujeres para el desarrollo del hirsutismo. Se especula que la insulina, a una concentración lo suficientemente alta, estimula las células de la teca a producir andrógenos ováricos. También puede haber un efecto de altos niveles de insulina para activar el crecimiento similar a la insulina factor-I (IGF-1) receptor en esas mismas células. Una vez más, el resultado es una mayor producción de andrógenos.
Los signos que sugieren un tumor secretor de andrógenos en una paciente con hirsutismo es rápido inicio, virilización y masa abdominal palpable.

Síntomas

El hirsutismo afecta a mujeres (a veces a hombres) ya que el aumento de andrógenos ocasiona un patrón masculino de vello corporal, muchas veces excesivo, sobre todo en lugares donde las mujeres normalmente no desarrollan vello terminal durante la pubertad ( pecho , abdomen , espalda y cara ). El término médico para el crecimiento excesivo de vello que afecta tanto a hombres y mujeres es la hipertricosis .

Los signos de virilización pueden incluir:

• Profundización de la voz
• Acné
• Disminución del tamaño de mama
• La ampliación del clítoris
• El aumento de masa muscular

Si nota cualquiera de los siguientes síntomas, debe consultar con el médico:

  • Rápido crecimiento, el pelo no deseado en lugares como el labio superior, mejillas, barbilla, cuello, región media del tórax, los muslos o espalda baja.
  • El crecimiento del vello no deseado relacionado con los períodos menstruales irregulares. 
  • Características masculinas, como una voz más grave, masa de calvicie, aumento de músculo, y disminución de tamaño del pecho. 

Las mujeres cerca de la menopausia o en los primeros años de la menopausia pueden desarrollar barbilla gruesa o de otro pelo facial no deseado, pero esto no se considera hirsutismo. Su médico le puede ayudar a distinguir entre pelos que comúnmente se desarrollan en el momento de la menopausia y del pelo no deseado que resulten de otro trastorno.

Diagnóstico

Un método para evaluar el hirsutismo es la puntuación Ferriman-Gallwey que da una puntuación basada en la cantidad y ubicación de crecimiento de pelo en una mujer.
el diagnóstico de pacientes con hirsutismo, incluso leve, debería incluir la evaluación de la ovulación y de los ovarios por ultrasonido (debido a la alta prevalencia de síndrome de ovario poliquístico ), así como la 17-hidroxiprogesterona (debido a la posibilidad de encontrar no clásica de 21-hidroxilasa deficiencia).

Otras valoraciones de la sangre que pueden ser evaluados en el estudio diagnóstico de hirsutismo son:

  • los andrógenos, testosterona y sulfato de hidroepiandrosterna
  • hormona estimulante del tiroides
  • prolactina

Si no hay causa subyacente que pueda ser identificado, la condición se considera idiopática .

Tratamiento

Muchas mujeres con vello no deseado buscan métodos de eliminación del vello. Sin embargo, las causas del crecimiento del pelo debe ser evaluado por un médico que puede llevar a cabo exámenes de sangre, identificar el origen específico del crecimiento anormal del cabello y asesoramiento sobre el tratamiento.

El tratamiento más efectivo probado es la oral Flutamida por un año. 17 de 18 mujeres con hirsutismo tratadas con terapia de combinación de flutamida 250 mg dos veces al día y una píldora anticonceptiva oral, tuvieron una reducción rápida y marcada en su puntuación de hirsutismo. Entre ellos, una mujer con la pérdida de cabello mostraron una mejoría notable.

Prevención

El hirsutismo generalmente no se puede prevenir. Pero si usted tiene el síndrome de ovario poliquístico, el control de la obesidad y prevenir la resistencia a la insulina (una condición en la cual el cuerpo no responde a los niveles normales de insulina), puede resultar en menores niveles de andrógenos y menos hirsutismo

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)

Cáncer de próstata

Cáncer de próstata

Es un tumor maligno que se desarrolla a nivel de la próstata. Se denomina cáncer de próstata al que se desarrolla en uno de los órganos glandulares del sistema llamado próstata. El cáncer se produce cuando algunas células prostáticas mutan y comienzan a multiplicarse descontroladamente. Éstas también podrían propagarse desde la próstata a otras partes del cuerpo, especialmente los huesos y los ganglios linfáticos originando una metástasis. Su frecuencia está aumentando.

Causas

Sobre la base de las observaciones epidemiológicas se han sugerido cuatro causas principales del cáncer prostático:
  • Factores genéticos: Aunque existen indicios que involucran a los factores genéticos en la causa del cáncer prostático, es difícil separar estos factores de los factores ambientales. Estudios genéticos han mostrado que existe un gen específico del cromosoma 1 ó gen HPC-1 que aumenta la probabilidad de contraer cáncer de próstata.
  • Factores hormonales: Varias estudios han sugerido que los factores hormonales pueden tener importancia en el desarrollo del cáncer de próstata. Éstos incluyen:
  1. La dependencia de las hormonas andrógenos (masculinas) de la mayoría de los cánceres de próstata.
  2. El hecho de que el cáncer prostático no aparece en los eunucos.
  3. El hecho de que el cáncer prostático puede ser inducido en ratas mediante la administración crónica de estrógenos y andrógenos (hormonas femeninas y masculinas).
  4. La frecuente asociación de cáncer prostático con áreas de atrofia prostática esclerótica.
  • Factores ambientales: Quienes emigran de regiones de baja incidencia a regiones de alta incidencia mantienen una baja incidencia de cáncer prostático durante una generación y luego adoptan una incidencia intermedia. También se han identificado varios factores ambientales que podrían ser promotores del cáncer de próstata. Éstos incluyen:
– Dieta alta en grasas animales.
– La exposición al humo del escape de los automóviles.
– La polución del aire, cadmio, fertilizantes y sustancias químicas en las                 industrias de la goma, imprenta, pintura y naval.
  • Agentes infecciosos: Se ha considerado que los agentes infecciosos transmitidos por vía sexual podrían causar cáncer prostático, sin embargo, los estudios epidemiológicos, virológicos e inmunológicos han brindado resultados contradictorios. Los estudios epidemiológicos han sugerido un aumento en el riesgo de cáncer prostático asociado con un mayor número de compañeros sexuales, una historia previa de enfermedad de transmisión sexual, frecuencia del acto sexual, relación con prostitutas y edad temprana de comienzo de la actividad sexual.
En contraste, otros estudios han sugerido que existe un mayor riesgo de cáncer prostático asociado con la represión de la actividad sexual, como un comienzo en edad más tardía, un pico más temprano y una cesación prematura de la actividad sexual. Por otra parte, algunos trabajos han mostrado un mayor riesgo entre los pacientes que nunca estuvieron casados y un riesgo aún mayor entre aquellos que tuvieron niños, pero otros estudios no han mostrado una correlación significativa con el estado marital o con el número de hijos. De forma similar, los estudios de potenciales agentes infecciosos no han brindado resultados concluyentes, como tampoco proporcionan pruebas concretas para una causa infecciosa de cáncer prostático.

Diagnóstico

Algunas pruebas para examinar la próstata y la sangre se emplean para detectar (encontrar) y diagnosticar el cáncer de la próstata.
Las siguientes pruebas y procedimientos pueden ayudar a detectar el cáncer de la próstata:
  1. Examen digital rectal (EDR): Consiste en un examen del recto mediante el cual el médico o la enfermera inserta un dedo enguantado y lubricado dentro del recto y palpa la próstata a través de la pared rectal en busca de nódulos o áreas anormales.
  2. Antígeno prostático específico (APE): Es una prueba de laboratorio que mide las concentraciones del APE en una muestra de sangre. El APE es una sustancia producida por la próstata que se puede encontrar en mayor cantidad en la sangre de varones que tienen cáncer de la próstata. La concentración de APE también puede encontrarse elevada en varones que sufren una infección o una inflamación de la próstata, o que tienen un HPB (un aumento de tamaño de la próstata de origen no canceroso).
  3. Ecografía transrectal: Es un procedimiento mediante el cual se inserta una sonda que tiene el tamaño de un dedo para examinar la próstata. La sonda se utiliza para hacer rebotar las ondas de sonido contra los tejidos internos de la próstata (ecografía). Estas ondas de sonido crean ecos, los cuales son usados por una computadora para generar una imagen denominada ecograma. La ecografía transrectal también se puede usar durante una biopsia.
  4. Biopsia: Un patólogo examina la muestra en busca de células cancerosas y determina la puntuación de Gleason. Esta puntuación de Gleason va desde 2 hasta 10 y describe la posibilidad que tiene el tumor para diseminarse. Cuanto más baja la puntuación, menor la probabilidad de diseminación del tumor. Existen dos tipos de procedimientos de biopsia que se emplean para diagnosticar el cáncer de la próstata.
o Biopsia transrectal: Consiste en la extracción de tejido de la                               próstata durante la cual se inserta una aguja fina a través del recto                         hasta la próstata y se extrae una muestra del tejido prostático. Este                       procedimiento se suele practicar con ecografía transrectal para                             ayudar a guiar la aguja. Un patólogo examina el tejido al                                             microscopio en busca de células cancerosas.
o Biopsia transperineal: Se extrae una muestra de tejido prostático                   al insertar una aguja fina a través de la piel entre el escroto y el recto                   hasta la próstata. Un patólogo examina el tejido al microscopio en                         busca de células cancerosas.
Ciertos factores afectan el pronóstico (la probabilidad de                                           recuperación) y las opciones de tratamiento.
El pronóstico (posibilidad de recuperación) y las opciones de tratamiento dependen de lo siguiente:
• El estadio del cáncer (ya sea que afecte parte de la próstata, que involucre toda la glándula o que se haya extendido a otras partes del organismo).
• La edad y la salud general del paciente.
• Si el cáncer ha sido recién diagnosticado o ha regresado.
El pronóstico depende también de la puntuación de Gleason y el índice de APE.

Síntomas

En las primeras etapas del cáncer de próstata no suelen darse muchos síntomas.
Los síntomas más frecuentes son:
– Necesidad de orinar frecuentemente y, sobre todo, por la noche.
– Dificultad para comenzar la micción o detenerla.
– Incapacidad para orinar.
– Interrupción del flujo de orina o débil.
– Micción dolorosa o sensación de quemazón.
– Dificultad para tener una erección.
– Eyaculación dolorosa.
– Sangre en orina o semen.
– Dolor frecuente o sensación de tensión en la parte inferior del abdomen, en caderas o en la parte superior de los muslos.
Cualquiera de estos síntomas pueden presentarse cuando existe cáncer pero también con cualquier otro problema menos serio. En realidad, es mucho más frecuente que cualquiera de estas molestias esté relacionada con la prostática benigna  hipertrofia que con el cáncer, por lo que no debe cundir el pánico si se presentan, pero es conveniente consultar con su médico.
La próstata está situada justo por delante del recto, de modo que la manera más fácil de observarla con detalle consiste en introducir una sonda de ultrasonidos en los primeros centímetros del recto, a través del ano. La ecografía transrectal informa del volumen, forma y contenido de la próstata. Si se aprecia algo con posibilidades de ser un tumor, se practica una biopsia mediante la inserción de una aguja, también a través del ano.

Tratamiento

Si se ha diagnosticado cáncer de próstata, se  debe conocer las diferentes opciones de tratamientos. La selección del tratamiento dependerá del tipo de cáncer  y de su extensión, y principalmente de las prioridades personales después de considerar los beneficios y los inconvenientes, la edad y estado de salud, pues cuanto mejor el estado de salud, menos tratamientos extremos se requieren, incluso es probable que no se requiera ningún tratamiento.
Las conductas agresivas como la biopsia pueden paradójicamente ocasionar metástasis y es prudente evitarlas. También hay que recordar que los tratamientos extremos deterioran la calidad de vida y pueden además deteriorar también la salud del paciente, afectando su resistencia.
Actualmente la velocidad del PSADI (PSADI velocity índex) permite tener una idea aproximada de la velocidad de crecimiento del cáncer por lo cual la medición del PSADI hace parte del C.M.P. -Próstata.
Los tratamientos para cáncer de próstata más recientes son:
  • Observación: Consiste en la observación del paciente sin suministrar tratamiento alguno hasta que aparezcan o se acentúen los síntomas. Está indicada en  casos incipientes, en pacientes muy sanos cuya calidad de vida se afectaría considerablemente con los tratamientos, en ancianos cuyas expectativas de vida sean muy reducidas,  y naturalmente, si los deseos del paciente así lo exigen.
  • CirugíaLinfadenectomía pélvica: Consiste en remover los nódulos linfáticos en la pelvis, los cuales son examinados con microscopio inmediatamente. Si los nódulos contienen cáncer, no se remueve la próstata y se recomienda otro tratamiento.
  • Prostatectomía radical: Se extrae la próstata junto con los tejidos y linfáticos vecinos. Produce impotencia e incontinencia urinaria y fecal
  • Prostatectomía  transuretral: Se extrae parte del tejido prostático a través de la uretra, mediante un cistoscopio. Se emplea para aliviar la obstrucción, especialmente en ancianos o personas que podrían no tolerar la operación radical, o sus consecuencias
  • Radioterapia: Consiste en la irradiación para matar las células cancerosas. La irradiación externa se hace mediante una máquina que irradia el cuerpo y la irradiación interna (braquiterapia) mediante semillas, alambres o catéteres radioactivos. La radioterapia suele producir problemas urinarios.
  • Hormonoterapia: Consiste en el bloqueo de la acción hormonal para impedir el crecimiento tumoral. Esta terapia suele producir oleadas de calor, alteraciones de la función sexual, pérdida del deseo sexual, impotencia y alteraciones óseas. Los tratamientos de hormonoterapia incluyen:
* Antagonistas del factor liberador de  la hormona latinizante que                              impiden la producción de testosterona por parte del testículo                                  (luproide acetato, goselerin y buserelin)
* Antiandrógenos como el flutamide y bicalutamide, que contrarrestan                  la testosterona.
Medicamentos que impiden que las adrenales produzcan andrógenos como el ketoconazol y la aminoglutamida
Orquidectomía o remoción de los testículos que son la principal fuente de producción de testosterona
Estrógenos, que promueven las características sexuales femeninas impidiendo que los testículos produzcan testosterona. Son poco usados por sus graves efectos adversos
  • Criocirugía: Se destruye el tejido canceroso con temperaturas muy bajas
  • Quimioterapia: Se emplean medicamentos para matar o impedir el crecimiento de las células malignas. Se administra por vía oral o inyectada
  • Inmunoterapia o Terapia Biológica: Consiste en la estimulación activa o pasiva del sistema inmunológico que es el encargado de impedir el crecimiento de las células cancerosas
  • Ultrasonido focalizado de alta intensidad: Es la aplicación de ultrasonido de alta intensidad mediante una sonda intrarrectal para destruir las células cancerosas

Prevención

No hay forma de garantizar que usted no desarrollará cáncer a la próstata. Las tres recomendaciones son: coma bien, manténgase físicamente activo y vea a su doctor en forma regular.
– Limite el consumo de alimentos ricos en grasas. Prefiera frutas, vegetales y fibras para disminuir su riesgo. Alimentos tales como tomates, uvas y melones contienen un antioxidante (lycopenes) que disminuye el riesgo de este cáncer. También ajo, brócoli, bruselas, repollo y coliflor.
– El té verde contiene un químico EGCC que también ayuda a evitar esta dolencia. Así como la vitamina E que promete reducir este riesgo entre los fumadores.
– Ejercicio regular, aunque no está muy claro, ayudaría a reducir los riesgos de cáncer, incluyendo el cáncer a la próstata.
Estrategias para enfrentar esta enfermedad
– Prepárese. Infórmese acerca de este cáncer.
– Mantenga su rutina en forma normal. Vuelva al trabajo, a viajar, reúnase con sus amigos, sus nietos. Tenga un propósito en su vida.
– No se sumerja en la tristeza. Busque formas de disfrutar todos los días.
– Haga mucho ejercicio. Esto combate la depresión y alivia la tensión.
– Ábrase a un amigo, consejero, pariente, etc. Algunas veces ayuda el hablar con otra persona acerca de sus más profundos sentimientos y miedos.
– Busque contactos afectivos. Su reacción natural a la impotencia es evitar un contacto sexual. Tocar, acariciar, puede ser más importante para usted y su pareja. Esta cercanía produce gran intimidad.
– Busque lo positivo. Crezca espiritualmente a los aspectos significativos de la vida, identifique lo importante y comparta con las personas importantes.
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: +1 (from 1 vote)

CAIDA DEL CABELLO O ALOPECIA

CAIDA DEL CABELLO O ALOPECIA

El ciclo normal del crecimiento del cabello dura de dos a tres años. Durante esta fase cada cabello crece aproximadamente un centímetro por mes. En cualquier momento cerca del 90 por ciento del cabello de su cuero cabelludo está creciendo. En cualquier momento, cerca del 10% del cabello de su cuero cabelludo está en una fase inactiva. Después de tres a cuatro meses, el cabello que estaba en fase inactiva se cae y en su lugar comienza a crecer cabello nuevo.

CAUSAS

1)    Un número de cosas puede causar la caída excesiva del cabello. Por ejemplo, más o menos a los tres o cuatro meses después de una enfermedad o de una cirugía mayor usted puede repentinamente perder una cantidad grande de cabello. Esta pérdida de cabello se relaciona con el estrés causado por la enfermedad y es temporal.
2)    Problemas hormonales pueden ocasionar la caída del cabello. Si su glándula tiroides está demasiado activa, o si está menos activa de lo normal su cabello puede caérsele. Esta caída del cabello usualmente puede mejorar con el tratamiento de la enfermedad tiroidea. La caída del cabello puede ocurrir si no hay un balance de las hormonas masculinas o femeninas conocidas con el nombre de andrógenos y estrógenos. Corregir el desequilibrio hormonal puede detener la caída del cabello.
3)    Muchas mujeres notan que pierden cabello a los tres meses después de haber tenido un bebé. Esta pérdida también está relacionada con las hormonas. Durante el embarazo, niveles altos de ciertas hormonas hacen que el cuerpo mantenga cabello que normalmente debería caerse. Cuando las hormonas regresan a los niveles previos al embarazo, ese cabello se cae y el ciclo normal de crecimiento y caída del cabello comienza nuevamente.
4)    Algunos medicamentos pueden causar la caída del cabello. Este tipo de caída del cabello mejora cuando usted deja de tomar el medicamento. Los medicamentos que pueden ocasionar la caída del cabello incluyen aquellos para “adelgazar” la sangre (conocidos también como anticoagulantes), los medicamentos usados para tratar la gota, para la presión arterial (sanguínea) alta o para los problemas del corazón; la vitamina A si se toma en exceso, las píldoras para el control de la natalidad y los antidepresivos.
5)    Ciertas infecciones pueden causar la caída del cabello. Las infecciones por hongos en el cuero cabelludo pueden causar la caída del cabello en los niños. La infección se trata fácilmente con medicamentos antimicóticos.
6)     La caída del cabello también  puede ocurrir como parte de una enfermedad de fondo tal como el lupus o la diabetes. Puesto que la caída del cabello puede ser un síntoma precoz de enfermedad es importante determinar la causa para que pueda tratarse.
7)    Los efectos colaterales de algunos tratamientos también pueden provocar caída del cabello.  La quimioterapia o las radiaciones son un ejemplo.
Existen múltiples causas que producen la caída del cabello. Una dieta carente de nutrientes esenciales, problemas de tiroides, infecciones, stress, anemia, exceso de cosméticos (tinturas, planchita), son factores que sin lugar a dudas, colaboran con la alopecia.

Una observación muy importante sobre una de las causas de la caída del cabello es que si  usted se hace trenzas sueltas o trenzas pegadas al cuero cabelludo, o si usa rulos apretados, la tensión en el pelo puede ocasionar la alopecia por tracción. Si la tensión se frena antes de que se forme tejido cicatrizal en el cuero cabelludo su cabello volverá a salir normalmente. No obstante, el tejido cicatrizal puede causar la caída permanente del cabello. Los tratamientos de aceite cliente “hot oil treatments” o las sustancias químicas que se usan en las permanentes pueden causar inflamación, es decir hinchazón del folículo piloso que puede traer como resultado la cicatrización y caída del cabello.
La Alopecia Androgenética o Androgénica es la más común y afecta -de alguna forma- a la mayoría de los hombres.
El 90% de los hombres mayores a 21 años presenta alguna recesión en la zona frontotemporal (entradas) y el 50% de los hombres mayores a 40 años tiene la zona de la coronilla despoblada.
5 de cada 10 hombres (mayores a 40 años) sufren alopecia en ambos sectores del cuero cabelludo y 9 de cada 10 (mayores a 21 años) padecen alopecia solamente en la zona de las entradas (ver columna izquierda).

Prevención

1. Cuando la caída es importante, conviene realizar un chequeo inicial para descartar otras patologías que podrían ser desencadenantes.

2. Consultar al especialista médico adecuado, que  realice una rigurosa valoración del estado del cuero cabelludo y cabello.
3. Una vez diagnosticado los problemas, se realizará el tratamiento adecuado y se puede aventurar el pronóstico aproximado en cuanto a resultados esperados y tiempo necesario para ello. Estos tratamientos pueden ser de cuatro tipos:

  1. Tratamientos médico tópico con productos o lociones que se aplican sobre el   cuero cabelludo.
  2. Tratamiento vía oral con vitaminas y minerales.
  3. Trasplantes del cabello, para casos graves o no tratables.
  4. Prótesis capilares.

Cuando es el factor genético la causa de la caída del cabello, casi irremediablemente se estará abocado a sufrir alopecia. De todos modos los casos extremos no son los más frecuentes. Podríamos afirmar que un varón con más de veinte años que conserva cabello es susceptible de notar mejoría si se somete a tratamiento, aunque el tratamiento precoz es un factor esencial para la consecución de resultados.
4. Otro factor personal a tener en cuenta es la constancia e ilusión en el tratamiento. El cabello requiere un cuidado prolongado en el tiempo, en especial cuando ha sufrido pérdida, y es necesario tratarlo con constancia para conseguir recuperarlo y mantenerlo. En todo caso, también es cierto que una vez que se vislumbran los primeros resultados es verdaderamente gratificante observar la evolución, porque cada vez va consiguiendo más cuerpo, brillo, densidad y belleza.

Tratamiento para la caída del cabello

Hay tratamientos disponibles dependiendo del tipo de caída del cabello. Si un medicamento le está ocasionando la caída del cabello, su médico podría prescribirle un medicamento diferente. El reconocer y tratar una infección podría ayudar a frenar la caída del cabello. Corregir un desequilibrio hormonal puede prevenir la caída adicional del cabello.

Los medicamentos también podrían ayudar a desacelerar o a prevenir el desarrollo de la calvicie común. Un medicamento disponible es el minoxidil (nombre de marca: Rogaine) que se puede comprar sin receta médica. Este se aplica al cuero cabelludo. Tanto el hombre como la mujer lo pueden usar. Otro medicamento disponible es el finasteride que requiere receta médica para poder comprarse. Este viene en forma de píldoras y es sólo para hombres. Puede tomarse hasta 6 meses antes de que usted pueda ver si uno de estos medicamentos está funcionando.

Si no existe un medicamento adecuado para el tipo de caída de cabello que usted presenta, es probable que usted considere cambiar el estilo de peinado o corte, usar pelucas o postizos, hacerse entretejer cabello o hacerse un implante de cabello artificial.

Remedios populares

Existe una gama de remedios caseros que han utilizados nuestras abuelas que le podrían ayudar,  tales como:
Remedio #1: Para detener la caída del cabello y favorecer su crecimiento, se aconseja frotar, por lo menos, una vez al día el cuero cabelludo con la pulpa del aloe vera.  Se debe dejar que se seque sobre la cabeza y luego se aclaran con agua.
Remedio #2: Para disminuir la caída del cabello, se debe frotar el cuero cabelludo con aceite de hígado de pescado una vez por semana preferiblemente de noche, para luego lavarse la cabeza en la mañana siguiente.
Remedio #3: Para que crezca una hermosa cabellera, se debe hacer una mezcla de jugo de cebolla y de limón a partes iguales y masajearse el cuero cabelludo.
Remedio #4:Se cree que permanecer de cabeza y pies arriba por cinco minutos incrementa el riego sanguíneo de las raíces lo que ayuda a evitar la caída del cabello y conservar el que todavía queda.
Remedio #5: Si desea  tener una cabellera con un brillo espectacular, debe batir cuatro claras de huevo, frotarlas sobre el cuero cabelludo y dejarla que se sequen. Después debe lavarse el cabello y enjuagarlo con una mezcla de ron y agua de rosas en partes iguales.
Remedio #6: Se puede utilizar leche de coco para evitar la pérdida del pelo.  Para ello, se da un masaje con él en las raíces del pelo lo cual alimenta el pelo y promueve su crecimiento. La leche del coco es preparada moliendo las virutas del coco y exprimiéndolas bien.
Remedio #7: Para combatir la pérdida del cabello, se debe usar una loción de ortiga la cual es muy efectiva. Para ello, se debe comprar hojas de ortiga en una farmacia botánica en una cantidad equivalente a una taza.  Luego se pones a hervir en medio litro de agua por aproximadamente 10 minutos.  Se deja que repose toda una noche y se frota con ella el cuero cabelludo.
Remedio # 8: Moler un tomate con clavo de olor y luego frotarlo en el cuero cabelludo.
Remedio #9: La pasta del regaliz, hecha moliendo los pedazos en leche con una pizca de azafrán, es otro remedio casero para evitar la caída del cabello. Esta pasta se debe aplicar sobre el cuero cabelludo en la noche antes de irse a la cama.
Remedio #10: Hervir hojas de guayaba en un1 litro de agua hasta que el agua se ponga bien oscura. Dar masajes en el cuero cabelludo con el agua de la mezcla dos veces a la semana.
Remedio #11: Cortar en Luna Creciente el cabello para que éste crezca mucho. Según la tradición, nunca debe ser cortado en Luna Menguante porque se debilita más.
Remedio #12: Darse un masaje con hueso de mamey en el cuero cabelludo dos veces durante el mes.
Remedio #13: Macerar 100 g. de berros en 100 ml de alcohol con una cucharadita de aceite esencial de geranio durante una noche.  En la mañana siguiente, aplicar sobre el cuero cabelludo para estimular el crecimiento del pelo.
Remedio #14: Mezclar dos puñados de savia fresca de abedul con 100 ml de alcohol de 96°. Diluir la mixtura en 100 ml. de agua destilada y masajear el cuero cabelludo con dos cucharadas soperas de esta mezcla todos los días durante varias semanas.
Remedio #15: Cortar un ajo en dos y frotarlos sobre el cuero cabelludo antes de dormir.  Luego, masajear la cabeza con un poco de aceite de oliva y cubrir, con un gorro plástico, el pelo.  A la mañana siguiente, lavar la cabeza con un champú aromático.
Remedio #16: Los aceites esenciales brindan, muchas veces, una alternativa de salud.  En el caso de la caída del cabello, la combinación de aceite esencial de salvia y de  romero, resulta un remedio eficaz (disponible en nuestra tienda) para combatirla

Recomendaciones

Usar el secador a distancia Para evitar una agresión térmica que podría ser perjudicial para el cabello (se pone seco y quebradizo propiciando su caída), se aconseja utilizar el secador a distancia y sin ubicar el calor en un único punto.  Si es posible, es mejor secarse el pelo suavemente con una toalla o al aire
Cuidar de forma especial el cabello en los cambios de estación Cuando la estación cambia, sobre todo en otoño, el cabello se cae en abundancia al igual que las hojas de los árboles.  Se requiere usar  tratamientos capilares para frenar esa caída del cabello.
Evitar el fumar El tabaco reseca la piel y debilita el pelo. Por ello, se recomienda, si se fuma, beber de un litro y medio a dos de agua al día.
Mejora la alimentación Tomar vitamina A y del complejo B que se encuentran en los cereales y las legumbres verdes, el germen de trigo y la levadura de cerveza. Igualmente, los suplementos vitamínicos diarios son recomendables.
Masajear el cuero cabelludo Frotar, con frecuencia, el cuero cabelludo con los dedos (y no con las uñas) lo cual activará las glándulas sebáceas, energizará la circulación de la sangre en la zona afectada y favoreciendo el crecimiento del cabello. Se recomienda que se frote hasta que se sienta el hormigueo del calor.

VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.20_1166]
Rating: 0 (from 0 votes)